Nacional

Gobierno español defiende a Fenosa

*** Aunque reconocen la poca inversión de la empresa eléctrica en Nicaragua, justifican las anomalías con toda clase de argumentación *** Los declaran víctimas de delitos sin culpables visibles y el resto de irregularidades se las achacan a las generadoras y al gobierno

Oliver Gómez

El director del Gabinete de la Presidencia del gobierno de España, José Enrique Serrano Martínez, aseguró que Unión Fenosa solo ha invertido 70 millones de dólares en nuestro país, pero defendió sus operaciones, pues los ejecutivos han tenido que enfrentar un déficit de generación que ha provocado apagones y el impago de 19 millones de dólares de parte del gobierno nicaragüense.
Serrano Martínez destaca ambos puntos en una carta que responde en nombre del presidente de España, José Luis Rodríguez Zapatero, a los representantes de los organismos que encabezan la campaña “La Irresponsabilidad Social de Unión Fenosa, Nicaragua a Oscuras”, quienes lo consultaron en enero pasado.
Estos organismos pidieron a Rodríguez Zapatero que sentara su posición oficial respecto de las operaciones de Fenosa en Nicaragua, ya que el servicio es de pésima calidad y está afectando los bolsillos de los nicaragüenses. Serrano Martínez les contestó recientemente, y esta carta se encuentra en el sitio web oficial (www.unionpenosa.org).
El director del Gabinete de la Presidencia de España subraya que antes de revisar las operaciones de Fenosa en nuestro país, es necesario evaluar “el contexto y las circunstancias que explican la difícil situación energética que ha venido sufriendo Nicaragua en los últimos tiempos”.
“En efecto, Unión Fenosa ha venido atravesando diversas dificultades, debiendo hacer frente a una serie de complicaciones, relacionadas con la distribución y con las tarifas. Dicha empresa está presente en Nicaragua como distribuidora de energía eléctrica desde 2000, cuando logró una lícita concesión de 30 años para brindar servicio al país”, agrega.
Desde esta fecha asegura que Fenosa ha invertido 110 millones de dólares en la compra del sistema de distribución, y otros 70 millones de dólares en la mejora del servicio.
Más justificaciones
Empero, “los altos precios del petróleo provocaron déficit mensuales, lo que, unido al alto índice de fraudes y hurtos de energía, ha afectado financieramente a la empresa”, señala.
El funcionario destaca que los “constantes cortes de energía a la población fue, debido fundamentalmente, al déficit de generación eléctrica en el país, equivalente a un tercio de la demanda nacional y a la falta de suministro de energía a la empresa por algunas empresas generadoras locales”.
Asegura que fueron estas circunstancias las que provocaron protestas de la población, a lo que se sumó una discusión política en el marco de las pasadas elecciones generales de noviembre, las que fueron marcadas por una deuda de 19 millones de dólares que Nicaragua tiene con Fenosa por un subsidio gubernamental.
“Es en este marco y en estas circunstancias donde se deben situar y valorar las actividades empresariales de la empresa española”, subraya Serrano Martínez, quien ayer recibió una carta donde estos organismos responden a estos planteamientos y será publicada mañana en la edición de EL NUEVO DIARIO.