Nacional

Contraloría debe autorizar toda compra de medicinas


Luis Galeano

Las compras de medicamentos que ha anunciado la ministra de Salud (Minsa), Maritza Cuan, a los gobiernos de la India, Venezuela o Cuba, deben ser licitadas o debe solicitarse permiso de contratación directa a la Contraloría General de la República (CGR), de lo contrario estarían violando la ley.
Así lo advirtió ayer el presidente del ente fiscalizador, Luis Ángel Montenegro, quien dijo estar claro de la necesidad que tiene el país de adquirir un nuevo banco de medicamentos a precios más baratos que los que se negocia actualmente, pero que todo debe realizarse de conformidad con la Ley de Contrataciones del Estado.
“Ningún funcionario está por encima de la ley. La ministra Cuan está obligada a licitar esas compras o pedir a la Contraloría la exclusión de procedimientos, porque la Ley 323 es bien clara, y los funcionarios públicos no pueden hacer más de lo que la ley estipula”, dijo Montenegro.
Semanas atrás, Cuan señaló que estaban explorando la posibilidad de comprar medicinas de forma directa a Cuba, Venezuela y la India. Las declaraciones de Cuan se dieron el pasado 15 de febrero, sólo 24 horas después de que se presentaran y abrieran las ofertas de unos 40 oferentes (vendedores de medicamentos) que participan en una licitación de compra de 181 tipos de medicinas
La licitación es por unos 10 millones de dólares, es decir, unos 180 millones de córdobas, y el proceso de la misma fue convocado por la anterior administración el pasado 13 de diciembre.
Aunque, según el calendario de la licitación, las ofertas serían abiertas el 6 de febrero, la presentación y apertura de éstas se realizó con nueve días de retraso, el pasado 15 de febrero.
“La ministra Cuan no puede hacer compras directas si no toma en cuenta una licitación pública o no pide a esta Contraloría una exclusión de procedimientos. Cualquier otro mecanismo que utilice es ilegal y se expondría a una sanción de esta Contraloría”, dijo Montenegro.

Indicó que desconocen si la medicina que se va a comprar en los países señalados “cuesta menos o más” que lo que valen en el mercado que abastece al Minsa actualmente, pero lo que a ellos les corresponde es advertir a Cuan sobre los riesgos que corre si no respeta la ley. “No puede irse por la libre a comprar medicamentos obviando la Ley 323 ni las facultades de esta Contraloría”, concluyó.