Nacional

Costa Rica oficializa protesta por allanamiento

Acusa a Nicaragua de violar el Pacto de Viena, que protege a los diplomáticos de toda intervención policial.

Costa Rica oficializó la "enérgica protesta" a Nicaragua por el allanamiento de la vivienda del ministro consejero de la embajada en ese país, Oscar Camacho, efectuada por la policía el pasado 7 de febrero y que es considerada por San José como una violación al Convenio de Viena.
La nota de protesta fue entregada hoy en la Cancillería costarricense a la encargada de negocios de Nicaragua en Costa Rica, Margarita Guerrero de López, informó el Ministerio de Relaciones Exteriores costarricense en un comunicado. La nota también será entregada al canciller Samuel Santos, durante la presentación de copias de cartas credenciales, prevista para hoy, por el embajador costarricense Antonio Tacsan Lam.
"En vista de la gravedad que entraña la violación del domicilio de un diplomático costarricense por parte de autoridades nicaragüenses, sin que mediara autorización expresa de las autoridades costarricenses, es mi deber presentar la más enérgica protesta", se lee en la carta firmada por el canciller Bruno Stagno.
En la nota, Stagno reitera "la solicitud de las explicaciones del caso y demandando se tomen las medidas necesarias para que situaciones similares no se repitan".
"lamentable" y "grave"
Costa Rica manifiesta que a pesar de que el pasado día 9 solicitó una explicación mediante una nota verbal, "al día de hoy no hay respuesta". Además, calificó el allanamiento como "lamentable" y "grave", pues recordó que "el artículo 30 de la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas expresa que la residencia particular del agente diplomático goza de la misma inviolabilidad y protección que los locales de la misión".
La noche del 7 de febrero pasado, en el marco de una operación en el exclusivo barrio "Las Colinas" al suroeste de Managua, la policía allanó dos residencias, entre ellas la de Camacho, explicó la Cancillería costarricense. Camacho se encontraba fuera de Nicaragua al momento de los hechos.
El día 9 de febrero, luego de pedir explicaciones a Managua, la Cancillería de Costa Rica "llamó en consulta" a Camacho, por lo que el diplomático está en San José desde el pasado lunes, día que se hizo efectiva la medida. Además, ordenó al cónsul general en Managua, Víctor Láscarez, que realizará una investigación sobre el asunto.
El informe del cónsul general incluye, entre otras cosas, las declaraciones del director Comisionado de la Policía Nacional de Nicaragua, Denis Tinoco, quien afirma que el allanamiento del apartamento "fue circunstancial", "no premeditado", "por no existir razón para investigarlo".
Tinoco agregó que "no existe ninguna investigación que señale su participación en un acto delictivo" de parte del diplomático costarricense, y se confiesa "apenado" por lo sucedido y ofrece disculpas. Costa Rica había mostrado públicamente su molestia sobre el asunto, pero fue hasta hoy que lo hizo formalmente a través de la nota.
Se trata del primer incidente diplomático de los últimos años entre Costa Rica y Nicaragua, que sí han mantenido crisis con cierta frecuencia durante los primeros gobiernos de Oscar Arias (1986-1990) y Daniel Ortega (1979-1990).