Nacional

Vio pasar 30 millones y sólo les dijo adiós

* Ex Director de la EPN afirmó ayer en Contraloría que todo lo defraudado fue obra de una “estructura clandestina” * Se defiende recogiendo rumores contra ex presidente Bolaños y un seguro para su hijo enfermo

Luis Galeano

El ex presidente de la Empresa Portuaria Nacional (EPN), Roberto Zelaya Blanco, dijo ayer que el manejo irregular de más de 30 millones de córdobas por el que los contralores establecieron una presunción penal en su contra, estuvo a cargo de una “estructura clandestina” de varios funcionarios de la institución, y que por tanto él no tiene que ver nada en ese asunto.
“En el caso de los 30 millones (de córdobas) no aparece mi nombre mencionado absolutamente en nada, puesto que eso fue una estructura clandestina en esa empresa, que existía a espaldas mías; y que nunca se me avisó nada, ni el contador general, ni el auditor interno, ni el gerente financiero me dijeron nada”, dijo Zelaya Blanco, quien ayer llegó a la Contraloría a rendir su declaración de probidad.
“Yo nunca firmé un cheque porque no era firma autorizada en las cuentas bancarias de las gerencias portuarias, únicamente firmaba cheques de las oficinas centrales de la Empresa Portuaria Nacional”, agregó.

Se contradice
Sus declaraciones de ayer se contradicen con lo que dijo a los auditores de la Contraloría cuando se practicaba la auditoría que terminó en presunción penal, a quienes confesó que él manejaba una cuenta en dólares por medio de la cual saqueó los fondos de esa institución.
Zelaya Blanco dijo a los auditores que el anterior presidente de la portuaria, Gabriel Levy, le orientó que manejara --al margen de la contabilidad oficial-- una cuenta bancaria en dólares, por medio de la cual podía obtener dinero de la empresa.
“Cuando recibí la empresa del anterior presidente, me orientó verbalmente que debía manejar una cuenta en dólares con la cual se pagaban algunos contratos especiales y se bonificaba con un sobresueldo a cierta parte del personal de la EPN”, dijo Zelaya Blanco, de acuerdo con el informe de auditoría del caso de los 30 millones de córdobas cuya copia está en nuestro poder.
Agregó que los estados de cuentas y cheques cobrados se manejaron siempre desde la Gerencia Financiera bajo la custodia del contador general René Jiménez Núñez. “De la cuenta (no registrada) se sacaban fondos para cubrir la planilla complementaria de la EPN. El salario fijado para el presidente ejecutivo era de veinte mil córdobas mensuales, y de ahí salía el verdadero sueldo del presidente, que era de diez mil dólares mensuales”, dijo Zelaya a los auditores.

Dice que es un “chivo expiatorio”
Zelaya Blanco reiteró ayer que el Gobierno del ex presidente Enrique Bolaños lo utilizó como “chivo expiatorio para tapar los grandes actos de corrupción de su Administración”, y que fue por eso que lo dejaron solo desde que iniciaron los señalamientos de actos irregulares en contra de su gestión.
Incluso mencionó que uno de los actos irregulares que supuestamente quiso tapar Bolaños con su caso, fue el pago de una póliza de seguros de un millón de dólares a favor de su hijo Javier Bolaños Abaunza.
El presidente de la Contraloría, Guillermo Argüello Poessy, informó ayer que él y sus colegas habían decidido enviar una carta al nuevo presidente de Iniser, Eduardo Halleslevens Acevedo, en la que le requieren que informe si existe, en efecto, ese seguro a favor del hijo del ex mandatario, el cual padece una grave enfermedad.
“Ante tantos rumores que se han desatado sobre ese famoso seguro, pedimos al señor Halleslevens que nos diga si es verdad o no”, dijo Argüello Poessy.

Ex vocero niega
El ex vocero de la Presidencia, Lindolfo Monjarretz, señaló por su parte que nunca vio o se enteró de que el presidente Bolaños haya brindado orientaciones de pagar con recursos de alguna entidad del Estado, algún seguro para su hijo enfermo.
“Yo creo que todas estas cosas que están saliendo, son normales, porque en toda transición de Gobierno se dan este tipo de situaciones, sobre todo en la cultura política latinoamericana, y yo creo que todas y cada una de esas situaciones se van a aclarar”, dijo el ex vocero presidencial.