Nacional

Esperan directiva para profundizar en Lotería


Los directores de la Lotería Nacional que se incrementaron salarios desde el pasado mes de octubre, podrían ser sancionados con su despido si así lo decide la nueva Junta Directiva de esa institución que nombre el presidente de la República, Daniel Ortega.
Hasta ayer, Ortega no había publicado los nombres de los nuevos integrantes de la Junta Directiva, instancia de toma de decisiones que se ubica por encima de la Gerencia, cuya responsabilidad actual está en el recién nombrado gerente, el licenciado Ernesto Vallecillo Gutiérrez. Gutiérrez reconoció que aún no se ha sancionado a los directores que se recetaron jugosos incrementos salariales y quienes aún continúan en sus mismos puestos de trabajo.
“No puedo imponer sanciones porque no me corresponde, nadie me nombró juez de la Lotería, me nombraron Gerente”, aseguró Gutiérrez, tras justificar el porqué aún no se han tomado medidas en contra de los directores a quienes la Contraloría General de la República en una auditoría interna encontró responsabilidades por recetarse aumentos salariales contraviniendo una disposición del Ministerio de Hacienda y Crédito Público que prohibía estos aumentos durante el período de transición. Según Vallecillo Gutiérrez, es necesario que esté nombrada la Junta Directiva de la Lotería Nacional para que proceda, en base a las auditorías de la Contraloría General de la República, a imponer las sanciones correspondientes.
El gerente de la Lotería confirmó que la auditoría de la Contraloría comprobó que los principales directores de los programas de la Lotería se hicieron aumentos salariales que entre todos equivalen a 91,632 córdobas.
“Eso está comprobado, está visto que se hizo por un camino incorrecto”, declaró Vallecillo, quien señaló que los aumentos se hicieron si contar con la aprobación de la Junta Directiva.
Medidas inmediatas
El gerente de la Lotería detalló a EL NUEVO DIARIO que la primera medida a tomar será cancelar de inmediato el aumento salarial, y segundo, que los “beneficiados” tienen que reintegrar el salario de más que se les dio.
La Ley Orgánica de la Contraloría General de la República en su artículo 171 establece las sanciones por incorrección sin perjuicio de la responsabilidad civil y penal; y señala las multas que deberán imponerse, las que no deben ser menores de un salario mensual, ni mayores de seis meses de salario mensual, e incluso la destitución del cargo en el sector público.
Para ser despedidos, la Ley Orgánica de la Contraloría establece que el funcionario haya ejercido presión o abuso de sus cargos, exija, a sabiendas, sumas mayores o distintas a las legales, y recibir regalos, pagos o recompensas no autorizadas por la Ley; facilitar o permitir por acción u omisión que se defraude a la entidad u organismo donde preste sus servicios; que por negligencia o intención viole la Ley o incumpla las disposiciones reglamentarias, manuales, normas específicas de la entidad u organismo, o de aquellas de carácter generalmente obligatorio expedidas por la Contraloría General de la República o el Ministerio de Hacienda y Crédito Público.
Vallecillo también anunció que se investigará el uso que se le dio a un millón 50 mil córdobas que según otra auditoría interna de la Contraloría, resultó ser un sobregiro en el presupuesto que aprobó la Junta Directiva de la Lotería Nacional.
“Que sea tanto o que sea mucho, el hecho es que si dijiste que se iba a gastar tanto, eso es lo que se debió gastar”, dijo Vallecillo, para quien la Gerencia anterior de la Lotería no siguió los procedimientos legales para aprobar el aumento del presupuesto.