Nacional

La Haya ventila en marzo diferendo con Honduras


Tegucigalpa (ACAN-EFE)
La Corte Internacional de Justicia de La Haya celebrará en marzo próximo la audiencia oral del juicio por límites marítimos entre Honduras y Nicaragua en el Caribe, informó el canciller hondureño, Milton Jiménez.
"En marzo tenemos las audiencias orales" en La Haya, dijo Jiménez, sin precisar fecha, en declaraciones a periodistas en la Casa Presidencial, donde dialogó sobre diversos asuntos con el gobernante Manuel Zelaya.
"Esperamos que en el transcurso del año haya ya una resolución en este diferendo", apuntó, y subrayó que también "esperamos haya un resultado positivo para Honduras en este juicio".
El juicio, cuya etapa escrita terminó hace más de dos años, se remonta a diciembre de 1999, cuando Nicaragua solicitó a la Corte de La Haya determinar su frontera con Honduras en el mar territorial, la plataforma continental y la zona económica exclusiva en el Caribe.
Nicaragua inició el juicio después de que el Congreso hondureño ratificó el 30 de noviembre de 1999 un tratado de delimitación de fronteras marítimas con Colombia, que el Gobierno de Managua consideró lesivo para su soberanía.
En la demanda, Nicaragua considera el paralelo 17 como su frontera en el Mar Caribe, pero Honduras no acepta esto y argumenta que el límite nicaragüense sólo llega hasta el paralelo 15.
Jiménez informó, por otra parte, que Nicaragua y El Salvador aceptaron recientemente una propuesta de Honduras de abrir un diálogo trilateral para la definición de espacios marítimos en el golfo de Fonseca, que los tres países comparten en el Pacífico.
"Esperamos que se produzca la asunción del nuevo Gobierno" de Nicaragua, el próximo miércoles, "para darle continuidad a este proceso", apuntó el canciller hondureño.
Recordó que, en el fallo que dirimió en 1992 un contencioso fronterizo terrestre y marítimo entre Honduras y El Salvador, la Corte de La Haya también dio un mandato a los tres países centroamericanos para que definan su jurisdicción en el golfo y su proyección hacia el océano. ACAN-EFE