Nacional

Estafan a ex contras con tierras del Timal


La juez de Distrito Penal de Audiencias del municipio de Tipitapa, Carmen López Urbina, remitió a juicio oral y público a Víctor Manuel Duarte Rivera y a José Catalino González Siles, supuestos autores de los delitos de estafa, falsificación de documentos públicos y usurpación de dominio privado.
Duarte Rivera y González Siles, así como Denis Robleto Acevedo, este último prófugo de la justicia, fueron acusados por el señor Héctor Manuel Leiva, quien señaló a los procesados de haberlo estafado hasta por 5 mil córdobas a cambio de entregarles un terreno en la zona de El Timal.
Según Leiva, el terreno le fue asignado, pero estaba en propiedades que no pertenecen al Estado sino a privados. “Me siento estafado por estos señores, mi esfuerzo de toda una vida fue en vano”, afirma Leiva en la denuncia que presentó al Ministerio Público del municipio de Tipitapa.
Durante la audiencia inicial realizada ayer en el Juzgado de Audiencias de Tipitapa, la judicial López Urbina ratificó la prisión preventiva para el acusado Duarte Rivera, y giró oficio a la Policía Nacional ordenando la captura de Robleto Acevedo; mientras a González Siles le ordenó que se presentara los días lunes, miércoles y viernes a los juzgados.
Pero la juez ordenó a la Policía de Tipitapa que mantenga bajo su resguardo a González Siles hasta que presente ante el Registro Público una propiedad como garantía de que se presentará a los tribunales durante el tiempo que dure el juicio, “cuando presente la propiedad en garantía será puesto en libertad”, ordenó la judicial.
Creía que todo era legal
En la denuncia presentada a la Policía del municipio de Tipitapa, Leiva explicó que entregaba cuotas de dinero a José Catalino González Siles como jefe de grupo, porque estaba persuadido de que todos los escritos que le daba Duarte Rivera eran legales.
Sin embargo, en la misma denuncia Leiva asegura que Duarte Rivera, presidente de la Coordinadora “Bernardino Díaz Ochoa”, le entregó títulos de propiedad que eran falsos.
Leiva se integró a la Coordinadora “Bernardino Díaz Ochoa” para ser beneficiado con la entrega de tierras prometidas por el gobierno a los desmovilizados de la ex Resistencia Nicaragüense.
Afirmó que cuando participaron en el plantón en el parque Guatemala, en 2004, Duarte Rivera les pidió dinero porque supuestamente habían alcanzado una victoria y el dinero era necesario para la entrega de tierras en El Timal. “Él nos dijo que nuestra lucha había ganado y luego nos dijo que cada uno de los demandantes de tierra debíamos dar 300 córdobas para afiliarse a la Coordinadora”, relató la víctima.
Pero tiempo después, Duarte Rivera les pidió otros 300 córdobas para gestionar documentos que los acreditaran como ex Resistencia Nicaragüense, para así poder ser beneficiados con la entrega de tierras. Leiva relata que desde agosto de 2004 hasta enero de 2005, continuó dando cuotas de dinero para el supuesto mantenimiento de la Junta Directiva de la Coordinadora, y al final le pidieron 2,300 córdobas más para la desmembración del terreno que supuestamente había obtenido como parte del cumplimiento de compromisos del gobierno con los desmovilizados. En total, Leiva dio 5 mil córdobas por el terreno que le dieron en el cuadrante 76, en los terrenos de El Timal. Pero en abril de 2005 le volvieron a pedir 3,000 córdobas para venderle un terreno en la finca Santa Elena, ubicada sobre la carretera a Tipitapa.
“El dinero se lo pagaba a José Catalino González”, aseguró Leiva, quien se presentaba como jefe de grupo de la ex Resistencia.
Otras denuncias
Pero contra Duarte Rivera, González Siles y Robleto Acevedo hay otras denuncias, entre ellas la de Nicolás Brenes, quien lo acusa por el delito de falsificación de documentos públicos. Duarte Rivera habría presentado una carta de posesión en la propiedad que supuestamente le había firmado Virgilio Gurdián, director del INRA. Sin embargo, una prueba caligráfica realizada a la firma de Gurdián por peritos de la Policía Nacional, confirmó que el documento era falso. Con esa carta, Duarte Rivera se adjudicó terrenos de una finca propiedad de Brenes.
Según Leiva, no sólo él fue estafado sino también miles de desmovilizados de la ex Resistencia Nicaragüense que demandan tierras en el sector de El Timal.
“Por orden de Duarte Rivera un grupo de hombres destruyó mi vivienda y me sacaron del terreno que me dieron, y se lo dieron a otros que eran privados”, dijo el denunciante.