Nacional

Vida de Canda no vale tanto

* Una de las razones que esgrimen es que “ni siquiera tenía trabajo”

Corresponsal Costa Rica
leonelmen@gmail.com

El abogado de los policías que son indiciados por negligencia y omisión en la prestación de auxilio en la muerte atroz del nicaragüense Natividad Canda, desestimó el informe de balística elaborado por el perito Gustavo Castillo, por considerar que el experto no tiene “la experiencia en ataques de perros” y porque no “especifica” el momento en que los oficiales pudieron haber disparado contra los perros.
Los policías Asdrúbal Luna y Erick Sánchez son los efectivos que llegaron de primero a la dantesca escena que se suscitaba el 10 de noviembre de 2005 en un taller mecánico de la Lima de Cartago. Según ellos (reza en las investigaciones), no reaccionaron por temor a que el nicaragüense pudiera ser impactado.
Sin embargo, el informe perital (hecho en mayo, después de la reconstrucción de la muerte) de Gustavo Castillo concluyó que dichos efectivos sí tuvieron al menos dos ocasiones de disparar sin afectar a Canda.
Kenneth Arce, representante de los oficiales, al conocer el monto dado a conocer por el perito matemático Luis Rodríguez, en la acción civil resarcitoria interpuesta por el abogado de la mamá de Natividad, señaló que aunque no han sido informados oficialmente, le parecía exagerado.
“No sé de dónde sacan 95 millones de colones (unos 180 mil dólares), si el joven ni siquiera tenía un trabajo”, dijo días atrás.
A su posición Arce le añadió que “el perito (Gustavo Castillo) se contradice, y admitió que no tiene experiencia en ataques de perros, ni ha pasado por una situación similar”.
Lo anterior parte de una respuesta que el propio perito Castillo envió al fiscal del caso, Julián Martínez, en donde le indica que no posee capacitación en ataques de perros, pero a su vez aclara literalmente: “Debo informar al licenciado Arce que en las manifestaciones dadas en los peritajes que realizo, no me baso en la subjetividad”.
Otro cuestionamiento que hizo el abogado de los policías es que Castillo no determina el tiempo en que los perros se separaron de Canda para que los policías pudieran disparar. “Habla apenas de uno o unos segundos, entonces, ¿cómo hubieran ellos disparado?”, alegó Arce.
Al respecto, Luis Fernando Sáenz, abogado de Juana Francisca Mairena, madre de Canda, defendió el informe del perito en balística y desestimó que existan contradicciones. “A él (a Castillo) le pidieron determinar si los policías podían disparar o no, y demostró que sí. Nosotros, además, también pedimos un peritaje con un especialista en perros y ataques”, opinó Sáenz.