Nacional

Corte de energía durante conteo, sería desastroso

* Magistrado Rivas dice que provocaría todo tipo de especulaciones, entre ellas que se está “haciendo un fraude * Otro problema que podría repercutir seriamente en comicios, es el robo de cables a Enitel

Los magistrados del Consejo Supremo Electoral (CSE) ayer confirmaron que han enviado cartas y se han reunido con los funcionarios de Unión Fenosa y el Ministerio de Gobernación (Migob), con el fin de garantizar la calidad total del servicio de energía eléctrica previo, durante y después de los comicios electorales del 5 de noviembre.
El presidente del CSE, Roberto Rivas, advirtió que un racionamiento o corte de energía durante el escrutinio de votos sería desastroso para el proceso electoral. “Imagínense ustedes el desastre que traería para el proceso electoral si el día de las elecciones no hay energía eléctrica en el 50 por ciento de los municipios”, indicó.
Rivas aseguró que “un corte de energía produciría un desfase” en el período final del proceso electoral, y provocaría todo tipo de especulaciones, entre ellas que se estaría “haciendo un fraude”.
Dijo que los funcionarios del Migob y Fenosa le prometieron “que no iba a haber cortes, siempre y cuando no hubiera problemas con los distribuidores del fluido”, es decir, las empresas generadoras.
Aseguró que, como medida cautelar, el CSE decidió incluir candelas y fósforos en las maletas electorales que entregarán en las Juntas Receptoras de Votos que se abrirán para las elecciones legislativas y presidenciales.
“La experiencia ha demostrado, sin embargo, que una candela no es suficiente para poder llenar debidamente el acta que se debe levantar en las mesas de votación, por lo que la alternativa sería poner a buen resguardo a los encargados de hacer los cortes”, agregó.
Policía con plan contingente
La jefa de la Policía Nacional, primera comisionada Aminta Granera, informó ayer que ya cuentan con un plan contingente en caso de que el día de las elecciones nacionales no haya energía eléctrica, aunque manifestó su deseo de que eso no ocurra por lo difícil que sería enfrentar tal situación.
“Yo espero que sí haya luz, pero en caso de que no, estamos contemplando una serie de medidas desde (ocupar) lámparas y (la instalación de) plantas, pero tenemos la promesa de que va a haber luz y confiamos en eso”, dijo Granera.
Agregó que cuentan con la capacidad suficiente de efectivos del orden para responder a las necesidades que tendrá el país en cualquiera de los escenarios planteados, entre ellos que no haya fluido eléctrico, y que además de eso, cuentan con el apoyo del Ejército de Nicaragua que dispondrá de 8,000 soldados en todo el país para resguardar la seguridad y bienandanza del proceso electoral el día del sufragio.
Y es que la falta de electricidad en los primeros 15 días de noviembre por ahora está garantizada por el déficit energético que viene presentando el sector, y por eso el Instituto Nicaragüense de Energía (INE) está diseñando un plan contingente para garantizar electricidad en ese período.
Al menos eso reveló ayer el titular de INE, David Castillo, quien señaló que envió comunicación escrita a todos los agentes del sector eléctrico, para que este próximo lunes, le presenten un informe al ente regulador acerca de la situación que tienen programada en sus operaciones para esta fecha.
Con estos informes, el funcionario espera reunirse el miércoles con todos los agentes y elaborar una propuesta para solicitar al presidente Enrique Bolaños que interceda con sus homólogos de la región, a fin de que puedan vender energía con garantías y al más alto nivel, sin ningún problema de por medio.
“Es que se trata de unos comicios y se buscará que los países vecinos contribuyan con la estabilidad de la región, garantizando disponibilidad de generación”, señaló Castillo.
Otra traba: robo de cables
Pero Rivas, titular del CSE, ayer reveló que la preocupación no es sólo por la electricidad, pues la transmisión de datos por ahora también tiene una traba que es el robo de cables que ha venido denunciando la Empresa Nicaragüense de Telecomunicaciones (Enitel).
El magistrado asegura que los técnicos de Enitel le han advertido al CSE que podría haber serios problemas de transmisión de datos en algunas zonas del país, donde el robo de los alambres es un verdadero “dolor de cabeza”, pues la empresa repone el tendido y los sujetos al día siguiente se lo roban.
Agregó que el CSE pedirá al Migob que emita en los próximos días un decreto para sancionar como delito electoral a quienes se les encuentre robando cables, pues eso dificultará los comicios.
Rafael Chamorro, gerente jurídico de Enitel, dijo que ese problema lo viene denunciando desde hace varios días, y espera que las autoridades lo tomen en serio porque les puede ocasionar problemas de última hora.
Aseguró que el verdadero impacto de este robo lo sentirá el CSE hasta el próximo 27 de septiembre, cuando se haga la primera prueba de transmisión de datos y se conozca que en los sitios donde hacen falta los cables, no hubo comunicación.
Chamorro, sin embargo, prometió que la empresa hará un esfuerzo por contribuir a mejorar este problema, pero espera la colaboración de las autoridades.