Nacional

Caos en Telcor

* CSJ reitera que legalidad ampara a Martha Julia Lugo * Enitel dice “nosotros pagamos y no nos incumbe quién lo recibe”

Caótica y gravosa para los contribuyentes se ha tornado la situación del Instituto Nicaragüense de Telecomunicaciones y Correos (Telcor), ya que el dinero que genera esta institución como ente autónomo, se lo han repartido las personas que se disputan la Dirección, aunque ninguna de ellas rinde cuentas a los nicaragüenses.
Ahora resulta que no sólo existen dos directoras, sino que hay otra edificación con el emblema de Telcor, creado por Martha Julia Lugo, la directora depuesta por el presidente de la República, quien al retomar el manejo de las cuentas ha dispuesto del dinero para contratar personal y acondicionar oficinas para ejercer su función.
No obstante, la ley hasta el momento ha favorecido a Lugo. El presidente de la Sala Constitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), Francisco Rosales, afirmó ayer que constitucionalmente la única facultada para manejar la administración de Telcor, incluyendo las cuentas bancarias es ella, aunque al presidente de la República Enrique Bolaños no le guste.
“De conformidad a la Constitución, sólo Lugo tiene facultades, porque la resolución de la Sala Civil Uno del Tribunal de Apelaciones de Managua (TAM), ratificada por la CSJ, es que el Presidente la restituyera en el cargo mientras no se falle el fondo del Recurso de Amparo”, explicó Rosales.
Usurpación de funciones
Indicó que Ana Nubia Alegría (nombrada directora de Telcor por el Presidente) ha incurrido en el delito de usurpación de funciones, desde el momento que el TAM y la CSJ ordenaron suspender la destitución de Lugo y restituirla.
“El señor Presidente actúa abusivamente al no acatar la resolución de la CSJ, que significa volver las cosas a la situación que estaban antes; no es cierto que la suspensión tenga efectos paralizantes, como interpretan los abogados del Ejecutivo. La Ley de Amparo dice que vuelven las cosas al estado anterior, o sea que Lugo asuma su cargo”, afirmó Rosales.
Explicó también que si Alegría maneja fondos de Telcor podría incurrir en responsabilidades por mal manejo de fondos y otros delitos, mientras la Sala Constitucional no se pronuncie sobre el fondo, cosa que no han hecho por falta de votos para emitir la sentencia.
Rosales informó que la Presidencia de la República solicitó éste martes una aclaración de la resolución emitida semanas atrás por esta Sala, donde confirman la suspensión de los efectos de la destitución de la ex directora de Telcor, Martha Julia Lugo.
Atrapados por la Ley Marco
Los magistrados de la Sala Civil Uno del TAM admitieron el Recurso de Amparo interpuesto por Lugo, por considerar que la Ley Marco establece en su artículo número dos, que los nombrados para regular los servicios públicos seguirán en sus cargos hasta el 20 de enero de 2007.
Por otra parte, la directora de Telcor, Ana Nubia Alegría, interpuso un recurso de amparo ante la Sala Civil Dos en contra de los magistrados de la Sala Civil Uno del TAM, por haber admitido el amparo de Lugo y ordenado la suspensión de los efectos de la destitución.
La Sala Constitucional aún no ha recibido este amparo, informó Rosales, tras indicar que una vez en sus manos procederán de conformidad con lo establecido en la ley.
Repartición de los ingresos
Lugo, tras controlar las cuentas nuevamente, denunció que en los meses de junio y julio las autoridades de Telcor nombradas por el mandatario Enrique Bolaños, retiraron más de 40 millones de córdobas y unos 150 mil dólares.
Foad Hassan, director en funciones de la institución en cuestión, admitió ayer que, en efecto, se había retirado esa plata, precisamente para evitar un “mal uso” de los fondos de la institución como en el que está incurriendo Lugo.
“Yo desde hace varios días le envié a la CGR una solicitud de auditoría para los fondos que está manejando Martha Julia Lugo en un centro comercial, como si estuviera administrando su tienda con 16 personas, que se gastan 600 mil córdobas mensuales en salarios, ya que ninguno tiene un salario inferior a los 20 mil córdobas, por ende no hay ningún técnico, todos son directores”, denunció.
Según Hassan, “muchos de ellos renunciaron, tengo su carta de renuncia, incluso algunos fueron liquidados, tengo el cheque de su liquidación, donde se termina cualquier relación laboral entre Telcor y ellos. Otros fueron despedidos y no han querido recibir su liquidación y ya están consignadas en los juzgados”.
También la arremetió contra el Banco de la Producción (Banpro) por haberle devuelto las cuentas a Lugo, donde había en ese momento diez millones de córdobas y alrededor de 300 mil dólares.
“Efectivamente, esa cuenta tenía más de 140 millones de córdobas, el resto de la plata está protegida para evitar el derroche y el despilfarro y mal uso de los recursos públicos. Es responsabilidad mía y de la doctora Alegría, como máximas autoridades de esta institución, salvaguardar el patrimonio del pueblo de Nicaragua y asegurar la operatividad de la institución”, agregó.
Hassan se mostró dispuesto a que la CGR le realice una auditoría a su gestión en cualquier momento.
¿Y los operadores?
Por su parte, el gerente de Regulación e Interconexión de Enitel, Víctor García, sostuvo que esta empresa “mantiene relaciones con instituciones no con personas, nosotros hemos seguido cumpliendo con todas nuestras obligaciones y hemos seguido haciendo los trámites normales con la institución que se llama ente regulador. Si es una cabeza u otra se tiene que dilucidar en la vía correspondiente”.
Enitel está obligado a pagar derechos de concesión, a solicitar numeración, presentar informes de cumplimientos y trámites que se han realizado sin ningún problema.
“Todo lo hemos venido haciendo en el curso normal. Nosotros pagamos en las cajas del ente regulador, hacemos nuestros trámites normales, tenemos nuestros recibos oficiales de cajas, todo normal, con la serie que emite la Dirección General de Ingresos. ¿Qué pasa ahí adelante? No sabemos ni nos incumbe”, concluyó.