Nacional

Operación “Aladino”

*** Oferta hasta por 50 mil litros será sólo por hoy y mañana *** A ministra le duele repartir tanto guaro, pero lo toma como medida “heroica” para frenar los estragos del metanol distribuido *** Cantineros capitalinos inconformes con requisas, que según informe del Minsa alcanza ya 119 mil litros

Melvin Martínez

Una propuesta de intercambio harán hoy y mañana las autoridades del Minsa a los expendedores de guarón a granel, quienes a cambio de entregar su producto, recibirán el equivalente de licor envasado, algo así como la lámpara mágica y el genio de la botella del famoso cuento de Aladino.
La ministra de Salud, Margarita Gurdián, informó ayer que tienen a disposición el equivalente de 50 mil litros de licor envasado que entregarán a los expendedores de guarón a granel, a cambio de que entreguen sus productos. El canje será válido hoy y mañana.
Le duele hacerlo, pero…
“Es un plan especial destinado a eliminar el metanol de los departamentos de León y Chinandega. “En lo personal no quiero entregar este licor, porque no es función del Minsa andar repartiendo licor, pero queremos salvaguardar la vida de aquellos posibles usuarios de este aguardiente adulterado con metanol”, afirmó la ministra Gurdián.
La titular de Salud estimó en más de un millón de dólares los gastos en que han incurrido el Minsa y otras instituciones, como la Organización Panamericana de la Salud, OPS, para hacer frente a la tragedia que inició el pasado 3 de septiembre.
El teniente coronel Narváez, jefe de Defensa Civil de Occidente, afirmó que para lograr los objetivos van a movilizar 54 comisiones operativas conformadas por la Policía Nacional, el Ejército de Nicaragua y personal sanitario del Minsa.
“Conocemos a través de información en la comunidad, que hay más guarón con metanol que está guardado en algunas viviendas, entonces, va haber todo un despliegue para tratar de obtener ese veneno que ha perjudicado tanto a los leoneses”, dijo Narváez.
119 mil litros decomisados
El Minsa reporta que al menos 750 personas han sido atendidas por consumo de licor adulterado con metanol, de ellas, 40 oficialmente han muerto, de las cuales 14 son de Chinandega y un fallecido del mismo lugar. Hasta ayer se había logrado incautar cerca de 119 mil litros de aguardiente no envasado en todo el territorio nacional.
“Hemos decidido hacer este proceso de cambio por equivalencia al licor embotellado. Esto también para que los que venden el licor no se vean dañados económicamente por la equivalencia al licor embotellado”, afirmó Narváez.
La ministra Gurdián indicó que después del plan, las personas que sigan vendiendo guarón serán penalizadas con multas de hasta 50 mil córdobas, y de acuerdo con el Código Penal serán encarcelados de 12 a 21 años.
Los centros de canjes de licor --suministrado por la Compañía Licorera Nacional-- estarán ubicados en la sede del Minsa en León, y en las sedes del Minsa de cada municipio de los departamentos de León y Chinandega.
Cantineros capitalinos inconformes
En tanto, los cantineros de Managua están molestos. Los operativos dirigidos por el Ministerio de Salud y la Policía Nacional requisando guarón no envasado y que se han extendido en todo el territorio nacional, han afectado la economía de cantineros y propietarios de expendios que se dedican exclusivamente al comercio de este producto.
Uno de ellos es José Silva, propietario de una cantina ubicada en el Mercado Oriental, cerca de El Calvario. Silva afirma que las requisas de guarón que perpetró el Minsa la semana pasada, dejaron sin trabajo a cinco de sus empleados.
“De este negocio hemos vivido los últimos años, pero no nos queda otra que buscar otra cosa que hacer, aunque deberían ir tras los responsables de las muertes”, dijo.
Los vendedores de guarón sostienen que los decomisos en Managua son innecesarios, porque se conoce que el guarón adulterado con metanol solamente fue distribuido en la región occidental del país.
Sin embargo, todos los pequeños distribuidores de aguardiente a granel quedaron desamparados luego que la Corte Suprema de Justicia, CSJ, no dio lugar a un amparo introducido por varios distribuidores que les permitía la venta de licor sin envasar.
Los guareros consideran que el envase y embotellamiento del guarón no garantiza la seguridad en la distribución de los productos, porque existen muchas formas de distribuir el lijón.
Los procesadores y vendedores de aguardiente han esgrimido ante las autoridades de Salud y el Ministerio de Fomento, Industria y Comercio (Mific) que el obligarlos a envasar el licor llevaría al desempleo a miles de personas que no tienen posibilidades de hacerlo, aunque cumplen con todas las normas de higiene establecidas.