Nacional

Siguen nombramientos sin aprobar normativa


Eloisa Ibarra

Los magistrados de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), acordaron aprobar la normativa de la Ley de Carrera Judicial, hasta después de nombrar de dedo a diez jueces locales y de Distrito, aunque dicha ley establece que todo nombramiento debe ser a través de concurso.
Sin embargo, los magistrados efectuarán cuatro nombramientos de Jueces de Familia a través de concurso, porque esa fue la condición de la cooperación española para financiar el salario de dos de ellos, reveló el vicepresidente de la CSJ, Rafael Solís.
Explicaciones de magistrado Solís
Aunque Solís reconoció que lo “correcto” es hacer todos los nombramientos por concurso, justificó que para ello se requiere de una normativa que no ha sido aprobada porque algunos magistrados se han opuesto, aunque ya dieron su palabra y se firmará la próxima semana.
La ley establece que todos los nombramientos pasan a concurso, pero el acuerdo de la CSJ fue nombrar primero a diez jueces y después aprobar la normativa, y no hay ninguna malicia, porque si se hubiese aprobado antes la normativa, todos esos cargos hubiesen ido a concurso, que es lo correcto, reconoció Solís.
La diferencia (entre un tipo de nombramiento y otro), según Solís, se hizo porque la normativa no se ha firmado y hay mucha presión y urgencia para crear juzgados y nombrar jueces, lo que no significa que la Ley de Carrera Judicial sea papel mojado.
Según Solís, en la reunión de Corte Plena, prevista para ayer y que se suspendió porque el presidente de la CSJ, Manuel Martínez se enfermó, estaba en agenda primero firmar los nombramientos y después aprobar la normativa.
Aunque Solís rechazó que los nombramientos de los diez jueces serán repartidos entre liberales y sandinistas, una fuente de la Corte reveló que cada partido presentó su lista de candidatos.
La Ley de Carrera Judicial entró en vigencia hace más de un año, pero los magistrados no han tenido voluntad para aprobar la normativa.
Vale mencionar que recientemente, la CSJ nombró a más de diez magistrados de los Tribunales de Apelaciones, en su mayoría por afinidades políticas y pago de favores a otros, sin pasar por el concurso de ley, con el argumento de que la normativa no se había aprobado.
Solís informó que crearán catorce juzgados: dos penales en Managua; uno de Audiencia y otro de Juicio; el Juzgado Quinto de Instrucción Criminal pasa a ser de Distrito de Juicio, y se abrirá uno de Audiencias y dos de Ejecución de Sentencias y Vigilancia Penitenciaria.
Dos juzgados laborales, uno en Chinandega y otro en Matagalpa; un juzgado en Mulukukú, otro en Wiwilí, el Juzgado Único de Ocotal se divide en Local Penal y Civil, lo mismo en El Viejo.