Nacional

“Estoy limpio y no renunciaré”

* Pidió paciencia para que se esclarezca totalmente su inocencia en el caso Polanco

Valeria Imhof

El jefe de la Policía de Managua, comisionado mayor Carlos Bendaña, dijo ayer que no renunciará a su cargo y esperará el nombramiento del próximo jefe de la Policía en septiembre, para dar su versión sobre los señalamientos que lo vinculan con el asesinato de Jerónimo Polanco.
“Lo único que puedo decirles a todos los nicaragüenses es que no tuve absolutamente nada que ver en ese caso. Soy completamente inocente, siempre he estado dedicado a trabajar por Nicaragua y por los managuas a partir de hace un año y medio, y no tuve nada ver con eso”, dijo Bendaña ayer al ser abordado por los periodistas.
“Soy un hombre limpio, he actuado acorde a la ley, acorde a mis principios y a mi formación”, añadió el jefe policial.
El primer comisionado Edwin Cordero reveló recientemente que recomendó a Bendaña su renuncia a la institución, y que pase a retiro junto a cuatro oficiales superiores más en septiembre próximo. Desde que sucedió el asesinato de Polanco, en marzo pasado, Bendaña sólo habló en una ocasión al respecto, y ayer evadió contestar sobre las declaraciones de Cordero.
“No quiero referirme a ese tema porque no es oportuno”, dijo, y señaló que de acuerdo con la ley, todavía no cabe su retiro
Cordero señaló también que Bendaña pasará a retiro cuando se produzca el cambio de mando de la Policía Nacional, indicando que era muy remoto que sea ascendido a cargo de subdirector.
Bendaña respondió que no cree que las declaraciones de Cordero perjudiquen la imagen de su persona, y tampoco quiso comentar sobre su desempeño profesional como Policía.
“Yo he tenido una gran paciencia, no he hablado del tema desde que sucedieron los hechos, y espero que ustedes también tengan la paciencia para aguantar cuando yo tenga que decir algo, prefiero no abordarlo en este momento”, insistió.
El empresario Jerónimo Polanco fue asesinado el pasado 28 de marzo por Byron Leonel Centeno, chofer de Bendaña, quien luego tuvo que admitir ante un juez ser el dueño del revólver con que Centeno ultimó al empresario.
Luego del crimen, William Polanco Argeda, hijo de la víctima, señaló a Bendaña como presunto autor intelectual del delito y lo acusó de aceptar sobornos de su padre. Mientras que la viuda de Polanco, Victoria Ríos, aseguró que la última llamada telefónica recibida por su marido provino del teléfono del jefe de la Policía de Managua.
Las comisionadas generales Ana Julia Guido y Aminta Granera son las más fuertes candidatas para ocupar el cargo que Cordero dejará dentro de dos semanas.