Nacional

Violencia y destrucción

*** Por tercer día consecutivo, estudiantes universitarios y de secundaria usan piedras y morteros contra buses y policías *** Focos de violencia en UNA, UNAN, Rucfa y sector de El Zumen, provocando gigantescos embotellamientos en la circulación de vehículos

Por tercer día consecutivo estudiantes universitarios y de secundaria usaron la violencia para protestar, supuestamente, por el incremento al pasaje en el transporte colectivo. En la mañana de ayer, estudiantes de la Universidad Agraria (UNA) quemaron la unidad de la Ruta 266 de la Cooperativa “Ricardo Morales”. Horas más tarde, alumnos de la UNAN-Managua incendiaron otro bus de la Ruta 111.
Además, hubo brotes de violencia en el Recinto Universitario “Carlos Fonseca Amador” (Rucfa) y en el sector de El Zumen, donde estudiantes de secundaria se sumaban a esta protesta.
Como respuesta a la quema del bus en el sector de la UNA, un transportista realizó disparos con su revólver calibre 38, según dio a conocer Gonzalo Carrión, del Cenidh. En este enfrentamiento salió herido en el muslo derecho Orlando José Vallecillo, de 18 años, quien fue trasladado al Hospital “Alemán Nicaragüense”.
También fue trasladado a ese mismo centro asistencial, Carlos Garzón Talavera, de 20 años, trabajador de la empresa Hansae, ubicada en la Zona Franca Las Mercedes. Éste fue confundido por los transportistas con un estudiante universitario, y lo hirieron con tubos y botellas.
Los estudiantes de la UNA colocaron alambres energizados en el puente aéreo para evitar que los antimotines se posicionaran en él, ya que manifestaron que desde ahí les disparan y los neutralizan.
Se puede perder el semestre
En el sector de la UNAN-Managua, los morteros volvieron a sonar desde las dos de la tarde, y hubo un fuerte enfrentamiento de los estudiantes contra las tropas antimotines. Más de dos horas de lucha frontal dejaron como resultado siete universitarios heridos y decenas de lesionados.
Los bomberos atendieron a dos policías, uno que recibió una pedrada en el pómulo derecho, y otro por intoxicación producto del humo. Además, atendieron a civiles afectados por las bombas lacrimógenas. “Los universitarios no quisieron ser atendidos por ser los bomberos una institución de Gobernación”, dijo Jaime Delgado, Presidente de los Bomberos Voluntarios.
César Pérez, presidente del movimiento estudiantil de la UNAN-Managua, dijo que se debe buscar una solución lo más pronto posible, ya que de no ser así se podría perder el semestre de clases. “Primero la Facultad de Medicina con el paro de Salud, y ahora por el sector transporte que quiere imponer una tarifa injusta”, señaló.
Agregó que a esta propuesta se está sumando la población, y pronto la violencia no se podrá detener. “El bus que quemaron en las inmediaciones de la UNAN lo capturaron pobladores de la Colonia “Miguel Bonilla”, y lo colocaron frente al recinto. Nosotros lo que agarramos es el color por las actuaciones pasadas”, afirmó Pérez.
“No entiendo cuál es privilegio de los transportistas, reclaman subsidios e incrementan el valor del pasaje. Siempre el que asume es el pueblo, que no aguanta más las alzas de la luz, agua y ahora de transporte”, dijo. Pérez indicó que son los políticos los que están provocando esta inestabilidad en el país, ya que tienen las soluciones en la mano.
Por otra parte, en el Rucfa la protesta se tornó igual de violenta que en los otros recintos universitarios. Según informe extraoficial de la Policía, se encuentran seis personas detenidas. Al lugar se hicieron presentes siete unidades de la Cruz Roja Nicaragüense para brindar los primeros auxilios a estudiantes, policías y civiles.
Los líderes universitarios afirmaron que su protesta continuará hasta que los transportistas cobren lo legal, que es dos córdobas con 50 centavos.
Más de 20 estudiantes detenidos
El comisionado Alonso Sevilla, Director de Relaciones Públicas de la Policía Nacional, estimó que hubo al menos 25 jóvenes detenidos en el sector de la UNAN-Managua, Universidad Nacional Agraria y Rucfa. “No puedo asegurar que todos sean estudiantes, lo cierto es que serán sometidos a un proceso investigativo, y de acuerdo con el ilícito cometido serán puestos a la orden de la Fiscalía”, agregó.
Indicó que aún investigan si personas que no son estudiantes universitarios y de secundaria, están participando en dichas protestas.
Por su parte, el dirigente del sector transporte, Rafael Quinto, afirmó vía telefónica a EL NUEVO DIARIO que en dos semanas de protesta los estudiantes han quemado tres buses, han dejado dos unidades con daños severos y 15 con daños leves. Esto corresponde a 60 mil dólares en daños, lo cual está golpeando la economía de este sector.
Baja deshonrosa a policías
Asimismo, el comisionado Sevilla informó que dieron “baja deshonrosa” a tres miembros del organismo, en respuesta a la brutalidad con la que reprendieron el pasado lunes a estudiantes de secundaria del Colegio “Miguel de Cervantes”, que protestaban en contra del alza en el pasaje urbano colectivo.
Sevilla manifestó que otros cuatro oficiales fueron castigados con 15 días de reclusión. La decisión es una respuesta a la violencia policial practicada contra los estudiantes, cuando se enfrentaron con piedras a los oficiales en el sector de El Zumen. En este enfrentamiento resultó lesionado el joven Orlando José Vallecillo, de 18 años.
Los oficiales que fueron dados de baja deshonrosa responden a los nombres de: Francisco Acuña Suazo, Marcos Aurelio García Acevedo y Victoria del Carmen Castillo, a quienes se le aplicó el artículo 254 del Reglamento de la Policía Nacional.
También fueron suspendidos por 15 días el capitán Julio Jirón Mayorga, José Ángel Ortega, Raití Ayapal Borge, Silvio Antonio Flores García y Elías González, quienes también utilizaron el exceso de fuerza en contra de los estudiantes.
(Con la colaboración de Melvin Martínez).