Nacional

Otra "narcoavioneta"

* Primeras pruebas del Ioscan revelan presencia de droga; narcos intentaron despistar con inscripción de “Policía Antidrogas de Colombia” * Policía Nacional: dos asientos removidos para colocar 500 kilos; aeronave entró por Río San Juan * Apoyo terrestre garantizó fuga de narcos, y avioneta tuvo accidente por la lluvia

La avioneta abandonada la madrugada de ayer en el kilómetro 56 de la Carretera Vieja a León transportaba un cargamento de cocaína o trasladaba a un “capo internacional” del narcotráfico, revelaron las primeras investigaciones sobre el caso.
Pruebas de Ioscan detectaron la presencia de droga en la aeronave, pero aún faltan “investigaciones complementarias” para confirmar plenamente el trasiego de estupefacientes.
Según fuentes de la Dirección Antidrogas de la Policía Nacional, la aeronave de un motor, tipo Cessna 206 y con la matrícula falsa N751C, podía transportar entre 400 y 500 kilos de droga, valorados en unos diez millones de dólares.
Otras fuentes vinculadas al caso revelaron que la avioneta partió de Medellín la tarde del viernes pasado, lo cual habría sido confirmado por autoridades colombianas.
“La conclusión a la que llegamos es que transportaba drogas. Hay indicios: el Ioscan dio positivo, hay partículas microscópicas, y hay cosas como amarres y objetos para sostener la carga”, dijeron. La avioneta tiene capacidad para cargar mil 500 libras y transportar dos tripulantes y cuatro pasajeros.
“Dos de los asientos fueron removidos, si se corren los otros dos de los pasajeros, queda espacio de un metro y medio suficiente para llevar 400-500 kilos de drogas, aunque hasta ahora nadie puede asegurar la cantidad que llevaba”, confirmó nuestro informante.
Otra fuente vinculada a la investigación reveló: “La primera suposición es que traía gente, porque traía los asientos intactos, y siempre que traen cocaína les quitan los asientos. Lo segundo, si es droga, dependerá de las pruebas de laboratorio”.
Destacó que actualmente se realizan varios operativos internacionales en contra del narcotráfico, por lo que la “primera deducción es que alguien importante venía saliendo de Colombia o de Costa Rica”.
Se supone que la avioneta siguió la ruta tradicional empleada por los narcotraficantes --Río San Juan-Lago de Managua-Sur de la capital-Chinandega-Honduras-- y entró la madrugada del sábado a territorio nicaragüense para burlar los radares de la Fuerza Aérea, informaron a EL NUEVO DIARIO fuentes vinculadas al caso.
“Hay indicios que entró por Río San Juan. Se observó en la zona de Rivas una avioneta que pudiera ser la misma, o pudiera no serlo. Coincide con lo que se dice. Suponemos que venía de Colombia y que iba, como siempre, para el Norte”, señaló un oficial antinarcóticos.
--¿Transportaba a un capo del narcotráfico internacional?
--Todo es posible.
¿Cómo detectaron avioneta?
Según las fuentes, hasta el momento no hay información en los radares del Ejército que revele la ruta exacta de la aeronave. Vecinos del lugar informaron a las autoridades sobre la aeronave, que aterrizó en plena Carretera Vieja a León.
“La avioneta tuvo un percance, se salió de la carretera y tuvo un accidente. Aterrizaron, bajaron la carga, si la hubo, y salieron de nuevo. Todavía estamos haciendo investigaciones”, señaló la fuente.
“Todo esto estaba preparado de antemano. Hubo coordinación con gente de tierra. Esto se hizo en minutos, es una zona despoblada, lejos de centros urbanos, no hay casas cerca, vinieron vehículos y recibieron. En 15-20 minutos hicieron la operación, y se fueron normalmente”, indicó.
Otra fuente explicó los inconvenientes que sufrió la tripulación de la aeronave: “Todo hace indicar que estaban siendo esperados en el kilómetro 56, porque había vehículos esperando el aterrizaje. Pasó lloviendo entre las 11 de la noche (del viernes) y las 2 de la mañana (del sábado) entre Izapa y Puerto Sandino, por lo que en el aterrizaje parece que hubo problemas al controlar la nave. Se salió de la carretera, pegó contra unos árboles, se dañaron alas y fuselaje”.
Matrícula falsa
El comisionado mayor Clarence Silva, jefe Antidrogas de la Policía Nacional, confirmó a los medios de comunicación que la matrícula del avión es falsa.
“Está recién pintada, lo que indica que hay actividad ilícita. Una bandera colombiana está tapada con type, hubo presencia de varios vehículos en el lugar, es una zona donde no hay vecinos cerca de la carretera, por lo cual presta las condiciones para un aterrizaje de este tipo, y nos encontramos ante un hecho delictivo”, aseguró Silva, a pocos metros de la aeronave.
El tramo donde aterrizó la avioneta estaba recién compuesto. El resto de la carretera está lleno de baches.
Información extraoficial recabada por EL NUEVO DIARIO revela que la matrícula N751C está registrada en Ft. Lauderdale, Florida, 33334, en los Estados Unidos. Tiene el número de serie 108-3751 y el modelo 108-3 fue construido en 1947 por la firma Stinson.
Sin embargo, tal y como informamos anteriormente, la matrícula con dichas características no corresponde a la avioneta encontrada en la Carretera Vieja a León. En la cabina, cerca del asiento del piloto, sí había vestigios de la verdadera HK. “Pudo haber sido comprada en Estados Unidos y llevada a Colombia”, explicó una fuente.
Además de la matrícula, también estaba recién pintada una bandera con colores que no pertenecen a ningún país y una inscripción con la leyenda “Policía Antidrogas de Colombia”, que los narcotraficantes inscribieron para despistar.
Mapas, mecates, radio comunicador
Dentro de la avioneta se encontraron dos mapas con información de la región de Colombia y Centroamérica. También una toalla azul, un embudo, una almohada, un radio comunicador, mecates y baterías.
Diez lámparas Coleman fueron colocadas en la carretera por el apoyo terrestre de los narcotraficantes para iluminar el aterrizaje. La caja negra fue trasladada a Managua para su respectiva investigación.
Alfonso Escobar, de Aeronáutica Civil, expresó que lo más probable es que la nave viajara a una altura de 3 mil pies. También aseguró que la matrícula podría ser norteamericana.
Una fuente policial aseguró a EL NUEVO DIARIO que en el lugar se encontraron rastros de tres camionetas que viajaron con dirección a Managua. La avioneta llevaba de reserva unos 100 galones de combustible y sería traslada por una grúa hasta la capital.
Por su parte, el comisionado César Díaz, segundo jefe de la Policía de León, informó que ayer a las cinco de la mañana recibieron información de la avioneta abandonada.
“Venimos a verificar, y nos encontramos que en la entrada a Puerto Sandino y la hacienda El Guayabal estaba la avioneta, de un motor Cessna, blanca, con franjas gris y azul. Transportaba de manera ilícita algunas cosas que con la prueba que realice el laboratorio de Criminalística se va a determinar qué era”, manifestó Díaz.
Una avioneta fue enterrada en julio del año pasado por narcotraficantes en la finca El Pipián, comunidad de Samaria, Villa El Carmen. Transportaba entre 800 y mil kilos de cocaína, valorados en unos veinte millones de dólares, y utilizaba la matrícula colombiana HP-1415.