Nacional

Trabajadores de la Salud protestan incumplimiento

* Ministra Gurdián califica acciones como “locura” * Lluvias inundaron hospital “Manolo Morales”

Melvin Martínez

Los sindicalistas afiliados a la Federación de Trabajadores de la Salud del Hospital “La Mascota” impidieron ayer el ingreso a dicho nosocomio del doctor Enrique Alvarado Abaunza, Secretario General del Ministerio de Salud, quien se disponía a inaugurar tres salas de consulta externa en el pabellón de Nefrología.
Los trabajadores cumplieron así dos días de protesta por el supuesto incumplimiento de los acuerdos suscritos con el gobierno el mes pasado.
Los inconformes explicaron que el Minsa les ha incumplido con la entrega de uniformes y estipendios en concepto de viáticos y horas extras, entre otros.
Los trabajadores --enfermeras, técnicos de laboratorio, personal de seguridad y afanadoras-- se apostaron a la entrada del centro asistencial para impedir el ingreso de las autoridades del Minsa, que tenían previsto visitar el hospital.
Ministra: “Es una locura”
La ministra de Salud, Margarita Gurdián, calificó de “locura” la actitud de los trabajadores, pues la comisión encargada de dar seguimiento a los acuerdos se reunió recientemente, y evaluaron los avances a los que han llegado.
“Hace pocos días tuvimos una reunión para revisar lo acordado. El 15 de mayo pagamos los uniformes, que era una de sus peticiones, avanzamos con la conformación del programa de viviendas, y hemos revisado los puntos y dado cumplimiento en la medida de las posibilidades, no sé por qué dicen que les hemos incumplido”, expresó Gurdián.
Hospital afectado por lluvias
La titular del Minsa realizó una visita al Hospital “Manolo Morales” para evaluar los daños que ocasionaron las lluvias en varios pasillos del centro asistencial.
El doctor Rafael Díaz, director del hospital, advirtió acerca del riesgo que corre el centro, ya que el drenaje pluvial y las aguas servidas del barrio “Isaías Gómez” desembocan en la parte trasera del hospital.
Díaz, expresó su preocupación por el peligro en que se encuentra la planta interna del hospital. “El barrio abrió el boquete en el muro y eso encarna un serio peligro de inundación que afectaría a la planta eléctrica y se pone en riesgo todo el hospital”, sostuvo
El director del centro asistencial indicó que desde 2003 se le hizo formal solicitud a la Alcaldía de Managua para que tome cartas en el asunto, pero no han dado respuesta.