Nacional

Extraña mortandad de peces en el Cocibolca

* Oleada nauseabunda se siente en todo el lago, y entre las especies afectadas están las sardinas, mojarras, guapotes y hasta anguilas * Sospechan de uso desproporcionado de plaguicidas, y han solicitado apoyo de varios organismos para despejar la incógnita

Tania Jiménez

Corresponsal Río San Juan
Desde el antiguo Puerto Real hasta cada uno de los atracaderos en las orillas del Gran Lago de Nicaragua y el río San Juan, desde hace varios días se viene sintiendo una oleada nauseabunda, mientras sobre la superficie del lago y del río se observa un cardumen de plateadas sardinas sandías que se arrastra con las correntadas de viento y se está asentando en las costas frente al puerto de San Carlos.
Estas sardinas son un poco más grandes que las que vemos saltar en las costas frente a este puerto, pero no sólo estos peces están muriendo producto de un fenómeno del que aún ninguna institución tiene explicaciones. También se ven anguilas, guapotes y algunas mojarras, entre las especies de peces que EL NUEVO DIARIO pudo observar en las costas sancarleñas.
Según Antonio Ruiz, de la ONG ambientalista Fundación del Río, "le han reportado que viene un banco de peces muertos desde la Isla de Ometepe, que ya llegó a las costas de la isla Guarumo, y algunos viajeros que arribaron en el barco ayer por la tarde a San Carlos, reportaron una gran mancha que se dirige hacia nuestras costas".
"Ya pasaron por Las Balsillas; se registran peces muertos también en las costas de Solentiname. Ayer se habló con el funcionario de la Asociación para el Desarrollo de Solentiname (APDS), para validar la información, y hemos llamado al Centro de Investigación de Recursos Acuáticos (CIRA) para que nos apoyen en el estudio de las aguas del lago, para lograr determinar por medios científicos cuál es la causa que está provocando esta mortandad de peces", puntualizó Ruiz.
Desvinculado de mortandad de peces de años anteriores
Según el director ejecutivo de la Fundación del Río, se presumen tres grandes hipótesis, una de ellas es que con la llegada del invierno en las cuencas altas han caído y/o arrastrado sedimentos con pesticidas con los cuales fumigan arroceras como la de Palo Ralo, en el municipio de San Miguelito; otra es que con la llegada del invierno en los humedales se haya agotado el oxígeno por la saturación de desechos y las quemas, y otra de las hipótesis es el riesgo de los campos de pesticidas.
"Se han confirmado ante el delegado del Marena en una reunión que se sostuvo en San Miguelito sobre el tema, de la fumigación de las arroceras y la matanza de animales con arroz envenenado con pesticida; pero aún no sabemos si este caso y el denunciado en San Miguelito tienen relación, hasta que se haga un estudio del agua, su nivel de contaminación si es el caso, y el tipo de contaminante", precisó.
En este caso en particular, la corriente indica que la mortandad de peces proviene del interior de nuestro país, no del país vecino; el problema es en las costas del Lago de Nicaragua, entonces "las autoridades deberían interesarse por este asunto porque ya el proceso de contaminación y putrefacción es tal en las costas de San Carlos, que cuando llegue la otra ola de peces muertos puede que ya se esté hablando de un riesgo para la salud pública de los pobladores sancarleños, por los miles de peces muertos y en estado de descomposición que arribarán a nuestras costas", puntualizó.
Ayer mismo se le hizo saber al CIRA, al Minsa y a las autoridades locales, sobre todo a la Unidad Ambiental de la Alcaldía de San Carlos, pero manifiestan no saber qué pasa; el director de la Unidad Ambiental, Sr. Gabriel Aguirre, por su parte manifestó que mañana realizarán un recorrido bordeando las costas del lago para observar más de cerca el fenómeno.
Abraham Downs, de Epidemiología y Salud Ambiental, manifestó que en lo que a ellos respecta van a hacer un estudio físico-químico del agua para ver si no hay materiales pesados, y si es que han vertido plaguicidas en las costas. "Tenemos que investigar las causas específicas de esta mortandad de peces, si representan un riesgo para la población, y si el contaminante es un plaguicida, de dónde viene específicamente ", concluyó.