Nacional

Filme va sin censura

* Sólo prohíben a exhibidores comentar sobre trama * Señalamientos coincidentes en dejar que cada quien opine libremente

Pese a los estridentes comentarios que suenan en el plano internacional por la controversial película El Código Da Vinci, en Nicaragua la película se publicita fuertemente con múltiples vallas y anuncios que tapizan las principales vías de la ciudad como preludio de su exhibición, y sin aparente censura por el catolicismo nicaragüense.
El estreno de la película se confirma para el próximo jueves 18 de mayo en las principales salas de cines del país.
Según la Compañía Centroamericana de Inversiones S.A. (Cocinsa), distribuidora de películas para los cines nicaragüenses, la película será presentada por los exhibidores cinematográficos (Cinemas Galería, Alhambras e Inter), sin que ninguno se abstenga.
Prohibición a exhibidores
Asimismo, hay instrucciones para que los exhibidores se abstengan de emitir cualquier tipo de comentarios respecto a la trama del filme, antes o después de exhibido.
El Código Da Vinci está basado en la controversial novela de Dan Brown, cuya trama gira en torno a que Jesucristo procreó hijos con María Magdalena, y que al fruto de esta unión se le ha denominado como el “Santo Grial”.
Todo esto hilvanado como un misterio bien guardado por una sociedad secreta durante dos mil años, y que ahora poco a poco es descubierto por un investigador que sigue las pistas de un asesinado, a través de la obra la Santa Cena del pintor Leonardo Da Vinci.
Una historia que de ser hecha pública puede tambalear las bases de la cristiandad, según la novela y el guión de la película.
Las taquillas de los Cinemas Galería, Inter y Alambras ya anuncian las ventas de boletos para el estreno de la producción hollywoodense en tandas normales. Sin embargo, hasta el momento no se conoce si se realizará estreno de media noche.
Controversia pero no censura
Pese a la posición del Vaticano y la sociedad cristiana en general respecto a El Código Da Vinci, en Nicaragua las opiniones de los pobladores se mantienen a favor de la presentación.
Augusto César Castillo aunque asegura que no ha visto mucho material al respecto de la película, la posibilidad le despierta cierta inquietud, “para evaluarla y saber si son bases reales sobre el cristianismo”.
Por su parte, Rubén Suazo asegura que se debe exhibir porque “cada quien toma lo que le conviene, no debe haber censura, pues estamos en un país democrático”.
“Es de buena calidad, porque además Ron Howard es un muy buen director y además quien tiene muy firme su fe no tiene por qué dudar”, dice Oscar Vargas.
“La controversia seguirá, pero no por eso se debe dejar de exhibir, por la simple razón de que existe gente con variedad de opiniones, además es importante para todos porque así nos documentamos”, mantiene Yaratzed Corea.