Nacional

MECD y Anden admiten: cobros siguen impunes


Róger Benito Acevedo, encargado de asuntos laborales de la Asociación Nacional de Educadores de Nicaragua (Anden), reconoció que los esfuerzos realizados en conjunto con el Ministerio de Educación, Cultura y Deportes (MECD) para eliminar los cobros en las escuelas no han dado resultados.
“Siempre hay abusos, hay gente interesada en seguir estrangulando los frágiles bolsillos de los padres de familia”, expresó el sindicalista.
EL NUEVO DIARIO conoció que el profesor Gerardo Pineda, actual delegado del MECD en Bocay, municipio de Jinotega, fue denunciado por cinco alumnas presidentes de sección de “vende notas” en 2004, cuando laboraba en el Colegio Autónomo “Josefa Toledo de Aguerri”.
Otra prueba presentada en contra de dicho maestro fue la declaración jurada de una madre ante un notario público, en respaldo a su hija menor que estudiaba en una de las aulas donde supuestamente se exigía dinero para aprobar a estudiantes aplazados.
Acevedo tampoco cree que haya incidido mucho el esfuerzo que la Procuraduría Especial de la Niñez y la Adolescencia ha realizado en los dos últimos años para garantizar la gratuidad y calidad de la educación.
La Procuraduría Para la Defensa de los Derechos Humanos (PDDH), ha impulsado un proceso de fiscalización durante el período de las matrículas en diferentes escuelas del país. Se espera que los resultados de dicho esfuerzo sean presentados esta semana.
Un acuerdo que no funcionó
El MECD y Anden firmaron el año pasado un acuerdo para luchar contra los cobros en las escuelas, dirigido principalmente a incidir en los padres de familia y evitar el pago de aranceles educativos, porque el problema fundamental es el desconocimiento de las leyes.
El artículo 121 de la Constitución Política establece la gratuidad y calidad de la educación, mientras el artículo 16 de la Ley de Participación Educativa claramente estipula que el Estado garantizará los recursos financieros para asegurar el mantenimiento de los centros educativos.
“En tal sentido, se prohíben los cobros de cualquier índole en los centros que están bajo el régimen de participación educativa.
Cualquier padre de familia o estudiante puede recurrir a las instancia judiciales a demandar al director o a quien haya que demandar, porque simplemente se está violando la ley”, agregó Acevedo.
Causa principal de deserción
Una de las causas del alto porcentaje de la deserción escolar, según Anden, son los cobros en las escuelas. En algunas zonas del país el índice es alarmante: de 100 estudiantes que ingresan a primer grado ni siquiera el 50 por ciento culmina la primaria.
“Siempre que se inaugura el año escolar, el MECD anuncia con bombos y platillos que más de un millón y medio acceden a las aulas de clases, pero al final del año no presenta un informe de cuántos de esos estudiantes culminaron”, explicó.
En cuanto al nombramiento de los delegados, el sindicalista explicó que es potestad de las autoridades superiores del MECD.
“Desgraciadamente, todavía en las estructuras superiores del MECD hay gente que apaña.
En los próximos días vamos a estar denunciando públicamente un caso, existen todos los elementos de pruebas y ha sido del conocimiento del MECD en todos los niveles, municipal y departamental, y han pasado tres meses y no han tomado medidas”, concluyó Acevedo.