Nacional

Buseros ponen “plazo fatal”


Silvia Carrillo

Hasta el seis de febrero es el plazo final que dieron los transportistas al gobierno para que lleguen a negociaciones y sea entregado el subsidio correspondiente a 20 millones de córdobas mensuales, en caso contrario, darán inicio a un paro general en Managua y los municipios de El Crucero y Ciudad Sandino.
Los transportistas alegaron que ya han transcurrido tres años desde que comenzaron a cobrar 2.50 por el pasaje, lo que ha generado un déficit de 96 centavos por pasajero, y según los cálculos realizados por el Instituto Regulador de Transporte Municipal de Managua (Irtramma) el costo real es de 3.46 córdobas.
Rafael Quinto, presidente de la Unión Regional de Cooperativas de Transporte Urbano Colectivo (Urecootraco), dijo que ya han enviado cartas al ministro de Hacienda y Crédito y Público, Mario Arana, y al alcalde de Managua, Dionisio Marenco, para que conformen la llamada “mesa de negociación”.
La “mesa de negociación”, según los transportistas, estará presidida por parlamentarios de todos los partidos políticos, incluyendo al cardenal Miguel Obando, con el fin de encontrar diversas propuestas para resolver el problema.
Quinto dejó entrever que las negociaciones que pueden desarrollarse no tienen fines políticos, porque se trata únicamente de un método para encontrar una salida a la crisis del transporte.
“El 80 % de lo que consumen los transportistas depende de los precios del combustible”, dijo.
No hay mejorías
Aunque los buseros estén solicitando al gobierno la entrega de subsidio, descartaron las posibilidades de mejorar el servicio del transporte urbano por no contar con suficientes recursos para el ingreso de nuevas unidades.
Rafael Quinto aseguró que aún es prematuro hablar de cambios en el servicio público, porque todavía no se ha logrado superar el problema en los costos de la tarifa.