Nacional

Lo bueno y lo malo para cazar corruptos

* No hay asistencia legal intergobiernos en América Latina * La Ley Patriótica ha servido para descubrir cuentas secretas * Los casos de Pinochet, Montesinos y los ex presidentes ticos

Eloisa Ibarra

La falta de asistencia legal entre los países a nivel mundial, pero en especial de América Latina, ha sido uno de los principales obstáculos a vencer en investigaciones de corrupción que trascienden las naciones, según expertos de Chile, Perú, Costa Rica y Nicaragua, quienes consideran que paradójicamente ha sido la Ley Patriótica aprobada por Estados Unidos después del 11 de septiembre de 2001, lo que ha servido para conocer cuentas secretas.
Las opiniones de tres expertos internacionales fueron expuestas durante una videoconferencia organizada por la Procuraduría General de la República (PGR), en colaboración con las Fiscalías y Procuradurías de Centroamérica, el Banco Mundial y la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (Usaid).
El caso Pinochet
Sergio Muñoz Gajardo, Ministro de la Corte Suprema de Chile, quien se encargó de la investigación de las cuentas secretas de Augusto Pinochet Ugarte, dijo que después de un año de iniciada, aún se encuentran a la espera de respuesta de cartas y rogatorios enviados a países de América Latina y Europa.
Debido a ello, refirió que utilizaron medios muy especiales en los cuales la Ley Patriótica les permitió tener acceso a cuentas secretas de Pinochet, porque de lo contrario hubiese sido ilusorio, imposible, conocerlas.
A partir de su experiencia, Muñoz considera importante para combatir la corrupción atender lo referido a las sociedades con acciones al portador, porque ni siquiera se tiene un rostro de a quién pertenecen.
Reveló que Pinochet, a quien le encontraron cuentas hasta en Egipto, no informó en su declaración de probidad ni el diez por ciento de la riqueza que le han descubierto con las investigaciones.
El caso Montesinos
José Carlos Ugaz, encargado de la investigación del caso Fujimori-Montesinos, y actual jefe de las Investigaciones para América Latina y el Caribe del Departamento de Integridad Institucional del Banco Mundial, expuso la experiencia con los obstáculos y la ruta seguida para tener en prisión a los principales implicados en actos de corrupción durante la administración del ex presidente Fujimori.
Aunque también ellos encontraron obstáculos para obtener un auxilio judicial pronto de otros países, abrieron una oficina de cooperación donde ex funcionarios implicados en los actos de corrupción hasta hacían fila ofreciendo información a cambio de recibir una pena más baja.
Refirió que, a la vez, se aprobó una ley que les permitió girar órdenes de retención y de captura, de manera rápida, así como allanar las residencias y aprehender dinero en los bancos, con lo cual evitaron que los implicados huyeran y sacaran su capital.
Perú es uno de los países donde guardan prisión los principales implicados en los casos de corrupción, y en retener más de 400 millones de dólares en dinero y bienes ocupados.
Ugaz dijo que Fujimori con Montesinos instauraron una organización en la que utilizaban fondos del Estado para comprar diputados, magistrados y jueces del Poder Judicial que les garantizaran la impunidad, así como a funcionarios del Consejo Supremo para obtener su reelección.
Los ex presidentes ticos
Francisco Dall Anese, Fiscal General de Costa Rica, encargado de los procesos en contra de tres ex Presidentes por delitos contra la administración pública, en su intervención resaltó que gracias a la Ley Patriótica pudieron conocer las cuentas de los ex Presidentes y comenzar las investigaciones después de revelaciones de la prensa.
El evento fue transmitido de forma simultánea en nueves países: Costa Rica, Ecuador, El Salvador, Estados Unidos, Guatemala, Honduras, Nicaragua y Panamá.