Nacional

Zelaya Blanco también metido en la “Guaca 2”


Ismael López

El ex presidente de la Empresa Portuaria Nacional (EPN), Roberto Zelaya Blanco, dijo cuando declaró ante los auditores de la Contraloría General de la República (CGR), que las cuentas secretas que se manejaron en esa empresa estatal eran para pagar sobresueldos, y que su salario en tiempos del ex presidente y ahora reo Arnoldo Alemán, era de 10 mil dólares.
Zelaya Blanco expresó que no tenía conocimiento sobre los cheques por más de 25 millones de córdobas que se giraron a favor de Mirna Montenegro, ex tesorera de la EPN, y Pedro Lagos, ex asesor. Aseguró también que abrió dos cuentas en el Bancentro, en donde sólo él era firma libradora, porque esa era la costumbre en tiempos de Alemán.
Montenegro declaró ante la Policía Nacional en noviembre pasado, que ella cambiaba los cheques y entregaba el dinero al ex financiero de la EPN, Luis González Barberena, quien le habría manifestado que los solicitaba Zelaya Blanco.
Zelaya Blanco dijo que firmó el convenio de préstamos con el KBC de Bélgica por 8 millones 645 mil 244.28 euros (casi 190 millones de córdobas) y adjudicó los contratos de dragado a la empresa belga Jan De Nul N.V. --a pesar de que una empresa holandesa hizo mejor oferta-- por presiones de la Presidencia.
Según Zelaya Blanco, el procurador Alberto Novoa dio el aval como abogado del Estado para firmar el convenio de préstamo, y el entonces director de inversiones de la Presidencia Juan Sebastián Chamorro, le envió una carta “declarando de alta prioridad estratégica la realización de los trabajos de dragados en bahías de Bluefields y barra de río Escondido por ser el acceso al Mar Caribe”.
Chamorro dijo anoche que siempre que se hacen inversiones, es normal que el Sistema Nacional de Inversión Pública (SNIP) emita un aval técnico. Cada proyecto de Inversión Pública tiene un aval técnico y después se ven las condiciones del préstamo, aseguró.
Señaló que él firmó el aval porque Zelaya Blanco se lo había solicitado para poder gestionar el crédito con el banco KBC de Bélgica. Según Chamorro, el Comité Técnico sólo analiza en qué consiste la inversión, y después Hacienda valora las cuestiones financieras.
El contralor Guillermo Argüello Poessy dijo ayer que ya había leído la declaración de Zelaya Blanco, pero que no se pronunciaba sobre ella porque muchas de las cosas que expresó son difíciles de probar.