Nacional

Maestros anuncian paros para febrero

* Protesta será escalonada, hasta llegar a la suspensión total del año escolar, dice dirigente de Anden

Las principales organizaciones gremiales de los educadores anunciaron paros escalonados en las escuelas públicas del país, como respuesta a la negativa del Ministerio de Hacienda de aprobar los 80 millones de córdobas para el aumento salarial acordado entre los maestros y el Ministerio de Educación.
La Asociación Nacional de Educadores de Nicaragua (Anden), Confenited y la Federación de Maestros, realizarán del 6 al 10 de febrero el primer paro como una medida de presión para que el Ejecutivo rectifique su decisión.
José Antonio Zepeda, Secretario General de Anden, dijo que si este primer paro no da resultado irán incrementando los días de huelga, hasta decretar la suspensión del año escolar si no llegan a un acuerdo con el Ejecutivo.
En el convenio colectivo firmado a inicios de enero entre el Ministerio de Educación Cultural y Deportes (MECD) y las organizaciones gremiales, se estableció el compromiso del Gobierno de enviar una reforma presupuestaria a la Asamblea Nacional, asignando los 80 millones de córdobas.
Los sindicalistas aceptaron --para no afectar el acuerdo del gobierno de Nicaragua con el Fondo Monetario Internacional (FMI), que no permite mayores aumentos de salario que los reflejados en el Presupuesto de la República--, que los maestros recibieran el monto de lo que significaría como ajuste, en un bono hasta por un mil 500 córdobas.
El bono sería entregado el Día del Maestro. El Ministro de Educación aceptó este acuerdo, ya que en su momento aseguró que era respaldado por el Ministerio de Hacienda, sin embargo el titular de esa cartera se echó para atrás en esta decisión.
El ministro de Hacienda, Mario Arana, aseguró en conferencia de prensa que no se dispone de recursos para los maestros. Negó que existan sobre recaudaciones que permitan aumentar los salarios que demandan docentes y médicos, ya que lo que se ha obtenido de más por impuestos, se ha destinado al subsidio de la energía eléctrica y el transporte.
Ante esta postura, el dirigente de Anden dijo que se “mantendrá el proceso de matrícula escolar y los educadores arrancarán el año escolar el próximo 30 de enero. No obstante, se interrumpirán las clases a partir del seis de febrero.
“Suspenderemos las actividades académicas por una semana en respuesta al rechazo del Gobierno Central al darle la espalda a los acuerdos con el ministro de Educación. Esperamos que el mensaje les llegue (a las autoridades), si no es así, iremos incrementando las semanas de protesta hasta llegar al paro total del sistema”, externo Zepeda.