Nacional

AN sigue acéfala

* Consenso logrado por la tarde fue desbaratado “a control remoto” por Arnoldo Alemán * Arce asegura que negociación está trabada por contradicciones liberales y las bancaditas * Quiñónez alardea informando que a su “jefecito” lo han estado llamando “el gobierno y Daniel Ortega”

El doble fracaso que ayer enfrentó la Asamblea Nacional en los intentos por elegir a la Junta Directiva, generó una mayor participación del Poder Ejecutivo en la crisis, que hasta al inicio de la noche intensificó sus contactos con los diputados de todas las bancadas para superar el impasse.
Por la tarde, los representantes de al menos cinco de las seis bancadas habrían llegado a un consenso en torno a la propuesta sandinista de ofrecer la Presidencia del Parlamento a un diputado de ALN-PC, pero según fuentes parlamentarias, el ex presidente Arnoldo Alemán desistió del acuerdo, prolongando la crisis.
La directiva de edad (que ejerce provisionalmente la función de presidir la elección de la Junta Directiva) intentó iniciar la sesión por la mañana, pero ante la falta de acuerdo ninguno de los diputados marcó la asistencia, por lo que el presidente de edad, José Castillo Osejo, reprogramó la elección para mañana viernes.
Sin embargo, el optimismo dominó una hora después al secretario general del FSLN, quien tras una reunión con el cardenal Miguel Obando, garantizó que ya habrían reunido 48 votos en torno a su propuesta, lo que llevó a la diputada sandinista Benita Arbizú --uno de los cuatro directivos de edad-- a convocar a una nueva sesión por la tarde.
Alemán torpedea “a control remoto”
Aunque los diputados liberales desconocieron tal convocatoria, decidieron asistir, pero nuevamente evitaron marcar la presencia, dificultando el quórum y fracasando, por segunda vez en menos de un día, en el intento por elegir. En contraparte, la directiva convocó para una cuarta tentativa la tarde de hoy mismo.
Fuentes liberales aseguran que el PLC habría aceptado la propuesta de obtener dos cargos --al igual que el FSLN--, cediendo la Presidencia para la bancada ALN-PC, pero a última hora Alemán desistió del acuerdo, proponiendo la formación de una comisión inter partidaria que analice el asunto.
“El Poder Ejecutivo y el FSLN consideraron que esta posición volvería a prolongar la crisis, lo que volvió a trabar el acuerdo”, señaló la fuente.
Al final de la tarde, el secretario de Comunicación Social, Lindolfo Monjarretz, informó que el presidente Enrique Bolaños exhortó a los diputados a elegir una directiva que reúna los principios de “representación digna y equilibrio”, sugiriendo que no optan por excluir del acuerdo al mismo PLC.
“El Presidente sólo ha demandado que se respeten estos principios. Él no tiene preferencia sobre ningún diputado en específico, ni está en contra de ningún nombre en específico para ostentar el cargo. Sólo quiere el consenso, en nombre de la estabilidad”, garantizó el funcionario presidencial.
Conflicto “entre liberales”
Aunque la elección prevista por la tarde se frustró aparentemente por la posición liberal, estos diputados optaron por asistir al plenario, e incluso sus correligionarios de la directiva de edad asumieron las respectivas posiciones.
José Castillo Osejo y Noel Pereira Majano, Presidente y Primer Vicepresidente de la directiva de edad, tomaron las posiciones provisionales en la mesa mayor, mientras en otros puntos se llevaban a cabo las negociaciones, desde la Presidencia de la República, hasta la oficina del cardenal Obando.
A las seis de la tarde, la delegación sandinista que estuvo en las negociaciones regresó al plenario e informó a sus diputados sobre las mismas.
Bayardo Arce (FSLN) dijo que la tarea no era fácil, especialmente por las contradicciones que afloraron en el sector liberal: “Lo que propone el PLC no es viable para la alianza de Eduardo Montealegre y viceversa, y, por otro lado, las fuerzas (bancadas) pequeñas, que van desde un diputado hasta siete”.
El legislador aseguró que las que tienen trabado el asunto son las bancaditas, que no se ponen de acuerdo, y por “eso nosotros estamos buscando consenso en que las seis fuerzas parlamentarias tengamos un diseño que todos aceptemos. Si el problema fuera que los liberales y sandinistas nos pongamos de acuerdo, esto no estaría trabado”.
Gobierno-Alemán-Ortega
Entre todos estos impasses, el papel del Ejecutivo adquirió relevancia, a juzgar por la presencia de los diputados de todos los sectores en la misma Presidencia de la República.
Arce insistió en que la traba la están haciendo los vetos mutuos de las bancadas del PLC y la ALN-PC. Estimó que el problema principal es el cargo de presidente de la AN, “por lo que vamos a estar negociando y buscando el consenso hasta que tengamos una directiva que garantice la gobernabilidad”.
Enrique Quiñónez, jefe de la bancada del PLC, reveló que en una comunicación que sostuvo Arnoldo Alemán con el cardenal Miguel Obando, éste le dejó claro que hubo chantaje con la pretendida decisión de enviar a la Cárcel Modelo al ex presidente Alemán.
Quiñónez negó que los liberales estén siendo presionados por la Embajada de Estados Unidos, como se informó a principios de la tarde. “Nosotros no recibimos presiones de nadie, ni siquiera del mismo doctor Alemán, a quien lo han estado llamando por teléfono el gobierno y Daniel Ortega”.