Nacional

7 cuerpos rescatados

** Una madre y sus dos hijos menores se confirma que están entre las víctimas ** Uno que se salvó al parecer llegó desnudo a la orilla, pidió ropa en una casa y desapareció ** Sobrecarga en la embarcación continúa siendo la principal causa de la tragedia

Ismael López

La Cruz Roja Nicaragüense rescató ayer cuatro cadáveres más pertenecientes a las personas que perecieron ahogadas el jueves en el Rama cuando una embarcación sobrecargada se hundió. En total son siete los cuerpos rescatados, pues la octava persona que se creía muerta, al parecer sobrevivió.
Maritza Teck Montiel, Presidenta de la Cruz Roja en el Rama, informó que ayer en la mañana rescataron el cuerpo de los niños Eider Frederick (4 años), Darling y Carmen López (7 y 8 años), y el de Israel Ortega Castro. El viernes fueron rescatados los cuerpos de Carmen López (mamá de las niñas), Delfina Gutiérrez y Evelia Mejía,
Ismael Soto, quien había regresado de trabajar de Costa Rica, al parecer sobrevivió –-dijo Teck Montiel-— porque el viernes en la mañana una persona sin ropa llegó a una vivienda, situada a unas cuadras del muelle, a solicitar que le regalaran con que vestirse. Le facilitaron ropa y chinelas y desconocen su paradero.
Se presume, según Teck Montiel, que Soto se regresó a casa de sus familiares, a varios kilómetros del puerto. Su hermana Maritza Soto era quien lo lloraba y lo daba por muerto el viernes. Ayer, apoyada por la Cruz Roja, se dirigió a la casa donde le regalaron ropa para confirmar si era su hermano.
Madre y dos hijos
perecieron
Las niñas Darling y Carmen eran hijas de Carmen López, otra mujer que pereció el jueves, cuyo cuerpo fue encontrado el viernes. La angustia que sentía esa familia porque los cuerpos no aparecían terminó ayer.
Los familiares de las niñas y de Carmen lloraron todo el viernes, cuando infructuosamente se intentaron rescatar los cuerpos de las menores. Los cadáveres los encontraron a unos metros de donde se produjo el naufragio de la embarcación, informó Teck Montiel.
El viernes se creía que eran más personas las desaparecidas. Teck Montiel informó que no se reportan más, pero también dijo que no se sabe cuántas personas viajaban en la embarcación.
La funcionaria de la Cruz Roja dijo que esa institución sigue creyendo que el accidente se produjo por una sobrecarga que la Capitanía del puerto no supo controlar. Hasta el momento, sin embargo, no hay una versión oficial sobre las causas.
El capitán del barco, Ricardo Montiel, asegura que se debió a un desperfecto en la bomba hidráulica del timón. El Ejército mantiene, a través de varios de sus funcionarios, que fue por desbalance de carga, y testigos y tripulantes de la embarcación aceptan que fue sobrecarga.
En los registros de la Empresa Portuaria Nacional (EPN) se detalla que el barco llevaba 32.71 toneladas, y su capacidad era de 37. Pero la embarcación, a pesar que sólo estaba autorizada a transportar a seis pasajeros, llevaba a más de 30, según varios testigos.
La versión de Montiel es que pasajeros de otro barco que saldría minutos después, saltaron a su embarcación, pero dice que otras veces ha salido más cargado. Asegura que el accidente se debió al daño de la bomba hidráulica.