Nacional

Está grave asesino del mayor Aburto

* Narváez Cortés adquirió una infección generalizada en su organismo, según se conoció extraoficialmente * Continúa persecución de Albert José Cortés y hay probabilidades de que lo atrapen pronto

Ernesto García

La audiencia preliminar del juicio incoado por la Fiscalía contra Marlon Félix Narváez Cortés, uno de los implicados en el homicidio perpetrado contra el teniente coronel post mortem Santiago José Aburto, podría aplazarse en cualquier momento, porque el estado de salud del primero desmejoró en las últimas horas.
A pocas horas de que se celebre la audiencia preliminar prevista para hoy a las nueve de la mañana, que el juez Séptimo Penal de Audiencia Abelardo Alvir, tiene previsto realizar en el Hospital “Roberto Calderón”, se conoció que Narváez se encuentra en estado septicémico (con infección generalizada), reveló una fuente médica del centro asistencial donde éste permanece recluido bajo vigilancia policial.
Según el informante que insistió no fuera revelada su identidad, el estado de Narváez, aunque no es agónico podría empeorar en las próximas horas, debido a que la bala de la pistola calibre 45 con que le disparó el oficial del Ejército cuando salió en defensa del policía José González, le perforó los intestinos.
Formulan cargos
Mientras tanto, el Ministerio Público representado por el fiscal auxiliar Pedro Almanza, acusó ayer ante el Juzgado Penal de Audiencia a Marlon Félix Narváez y Albert José Cortés, por el crimen perpetrado contra el Mayor muerto en la balacera de hace cuatro días frente a la Universidad Centroamericana (UCA).
En la acusación, la Fiscalía además imputa a Narváez y Cortés, la presunta comisión de los delitos de daños a la propiedad y exposición de personas al peligro, en perjuicio del taxista Róger Espinoza y el policía José González, señaló el fiscal Almanza.
El fiscal Almanza explicó que el Ministerio Público tiene abundantes pruebas testifícales y periciales para demostrar en el juicio los delitos imputados contra los dos sujetos involucrados en el crimen del mayor Aburto.
Sigue la persecución
Mientras tanto, la búsqueda de Albert José Cortés Narváez sigue de manera intensa, confirmo el teniente coronel Alvaro Ibarra, de la Dirección de Relaciones Públicas del Ejército.
A criterio del teniente coronel Ibarra, el otro involucrado en el crimen podría estar capturado en dos o tres días y es poco probable que haya podido salir del país, porque la seguridad en las fronteras se redobló casi al instante que se produjeron los sangrientos sucesos.
Para el vocero militar, Cortés requería al menos tres horas para cruzar la frontera después de los hechos, y para ese momento el cordón de seguridad ya estaba activado.
“Es poco probable que haya podido salir del país y lo más seguro es que esté escondido en la zona de Jinotepe, Carazo, de donde es originario”, subrayó Ibarra.
En la búsqueda y captura de Albert Cortés, además de participar las tropas combinadas del Ejército y la Policía, también hay agentes de la Policía Internacional (Interpol), subrayó la fuente oficial.