Nacional

Polémico destrabe de fármacos genéricos

* En teoría hay acceso a medicinas no patentadas en casos de emergencias sanitarias, pero es casi imposible cumplir requisitos

Hong Kong / EL PAÍS
La OMC (Organización Mundial de Comercio) logró desactivar a principios de este mes una mina que podría haber añadido aún más tensión a una cumbre ya difícil por las diferencias entre los países ricos y pobres sobre la agricultura: el acceso a los medicamentos baratos.
Tras duras negociaciones, la organización convirtió en permanente una decisión temporal aprobada en agosto de 2003 --modificación del llamado acuerdo Trips, de la cumbre de Doha, en 2001--, que permite a las naciones menos desarrolladas importar copias de fármacos patentados en casos de emergencias sanitarias como el Sida, si carecen de capacidad para fabricarlas.
La decisión fue saludada por Estados Unidos y Europa como un gran avance a favor de los países pobres, pero ha topado con la crítica de las organizaciones no gubernamentales (ONG), que aseguran que en la práctica el sistema es inviable. Al haber sido resuelta antes de la cumbre, la cuestión no figura en la agenda, pero las ONG están haciendo oír su voz en Hong Kong en su contra, y MSF ha pedido a la OMC que suministre evidencias de aquí a un año de que el sistema funciona o que de lo contrario sea modificado.
“La OMC ha sacrificado el tema de los medicamentos esenciales, con objeto de quitarlo de la agenda, y ha aprobado un sistema complicado, que no es viable económicamente”, dice Suerie Moon, consejera de la campaña para el acceso a medicamentos esenciales de Médicos Sin Fronteras (MSF). Las ONG aseguran que dado que el sistema debe ser utilizado fármaco a fármaco y país por país, no permite crear las economías de escala necesarias para hacer bajar los precios de los genéricos.
“El acuerdo pone una serie de trabas burocráticas, que dificultan enormemente la importación de los genéricos”, explica Gonzalo Fanjul, de Intermón Oxfam. Y la prueba es --afirma-- que desde que se aprobó con carácter temporal en agosto de 2003, nadie lo ha utilizado. Según el proceso, tanto el país que quiere exportar medicamentos copia, como el que quiere importar, tiene que notificarlo a la OMC.
Fuentes de la OMC reconocen que el acuerdo permanente fue firmado la semana pasada “para desactivar una mina en el camino de la cumbre”, pero insisten que la decisión adoptada en 2003 “ha producido una fuerte bajada de los precios de los fármacos”. MSF y otros responden que mientras los precios de los llamados medicamentes de primera línea contra el sida han caído, los de segunda línea --más recientes y que son necesarios cuando los pacientes desarrollan resistencias-- no lo han hecho.