Nacional

Veinte reos estelianos beneficiados con libertad


ESTELÍ -Por gestiones de la Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos; el Obispo de Estelí, monseñor Juan Abelardo Mata, y los patronatos Pro Ayuda a los Privados de Libertad, más de 20 reos que guardaban prisión en el Sistema Penitenciario Regional “Puertas de La Esperanza”, recibieron sus cartas de libertad.
Los jueces de Ejecución de Sentencias y Vigilancia Penitenciaria de los departamentos de Estelí, Madriz y Nueva Segovia, Alma Pino, Aryeris Vindel y Luis López, respectivamente, entregaron las cartas de libertad a los beneficiados.
El licenciado Roberto Petray, coordinador de la Anpdh en la región segoviana, expresó que la mayoría de beneficiados con la libertad van para su casa por libertad condicional, extinción de pena, condena condicional y extinción de pena laboral.
Varios de los ex presos, originarios de Estelí, debían haber cumplido seis años en prisión, según la doctora Alma Pino, pero su integración a diferentes labores redujo sustancialmente sus condenas.
Una pareja que estaba por drogas
Llamó la atención la pareja integrada por Richard Edgardo Benavides Rugama e Ivania Ruiz Rocha, quienes estaban en prisión por el delito de tráfico interno de drogas.
Juan Alberto Aráuz Salgado recobró su libertad por vencimiento de pena con abono de trabajo. Mientras que Miurel del Socorro Aráuz Sevilla, una joven madre con tres hijos, regresó a casa por vencimiento de pena. Curiosamente, ella es la primera reo que fue juzgada con el nuevo Código Penal Procesal, y la primera mujer en ser beneficiada con la figura jurídica de Convivencia Familiar, ya que desde el 23 de septiembre pasado sólo tenía que estar presentándose al SPR de Estelí dos veces por semana.
Otros beneficiados son Carlos Alberto Dávila Briones y Marvin José Aráuz Arteta, por extinción de pena.
Mientras que Yunerting Augusto Jarquín Aráuz regresó a su hogar bajo condena condicional, beneficiado con abono laboral.
Por su parte, la doctora Aryeris Vindel, Juez de Ejecución de Sentencia y Vigilancia Penitenciaria en Madriz, dijo que continuarán velando para que no haya retardación de justicia, ya que ellos son quienes tienen más contacto con los privados de libertad.
Vindel Medina entregó las cartas de libertad a Kevin Xavier González Pérez (condicional); Lenín Iván Rodezno Rivera; Eleázar Miguel Romero; Emilio y Santos de Jesús Velázquez, quienes no estaban presentes porque se encontraban en el Sistema Penitenciario de Tipitapa, y a última hora hubo problemas para trasladarlos a Estelí.
Marcos de Jesús Gutiérrez González, José Adrián Díaz Vanegas (condena condicional) y José Reinaldo Rodríguez, también fueron beneficiados.
En tanto, el doctor Luis López Jiménez, Juez de Sentencia y Vigilancia Penitenciaria de Nueva Segovia, llamó a los beneficiados con las órdenes de libertad a no desperdiciar esta oportunidad. Dijo sentirse satisfecho con el trabajo que desarrolla para darle cumplimiento a la ley y al nuevo Código, al que calificó de humanista.
“Espero que hagan buen uso de estos beneficios otorgados, y que sobre todo ahora en estos tiempos de Navidad y Año Nuevo, cuando abunda el licor, no se introduzcan a ese mundo para evitar problemas”, sentenció el doctor López.
Evitar venganza
Mientras que monseñor Juan Abelardo Mata, Obispo de la Diócesis de Estelí, llamó a la población segoviana y sobre todo a aquellas personas que se vieron afectadas por los ilícitos que cometieron quienes ahora salieron en libertad, a ser tolerantes y a no usar la Ley del Talión.
Recordó un hecho que calificó como abominable y que se registró en contra de una persona que cometió un delito, estuvo en el SPR de Estelí y luego recobró su libertad, pero sólo llegó a su comunidad a morir asesinada.
Por su parte, el prefecto Carlos Sobalvarro y el alcaide Alejandro Emilio Pérez, Director Nacional del SP, y jefe del centro penal, respectivamente, señalaron que las autoridades penitenciarias siempre hacen esfuerzos por inculcar valores nuevos entre los privados de libertad, para que puedan reinsertarse en la sociedad una vez que cumplen sus penas