Nacional

Zelaya Blanco sigue “capeando el bulto”


Ismael López

El ex presidente de la Empresa Portuaria Nacional (EPN), Roberto Zelaya Blanco, dijo ayer que Federico Solórzano --ex directivo de la EPN-- y Julio González Alvarado, actual directivo, tenían vínculos con Inmuebles Comerciales de Occidente Sociedad Anónima (Incomersa), la entidad que vendió a la Portuaria una propiedad en 25 millones de córdobas, pero que según información catastral no vale ni dos millones.
Zelaya Blanco fungió como presidente de la EPN desde el gobierno de Arnoldo Alemán, y dejó la empresa a mediados de este año. En su administración salieron millones de córdobas de los que se desconoce su paradero. También manejó algunas cuentas secretas en las que era firma libradora. Últimamente se ha defendido diciendo que las transferencias fueron para financiar al oficialista partido Alianza por la República.
La adquisición del terreno en Corinto fue aprobada por la directiva de la EPN. El ex funcionario dijo que fue Solórzano quien expuso a la junta la necesidad de comprar dicha propiedad.
El mismo Solórzano --según Zelaya Blanco-- recomendó a César Argüello para que hiciera la valoración catastral. Éste lo valoró en mucho más del precio finalmente pactado.
“Un año después” --continúa Zelaya Blanco-- “me doy cuenta de que Argüello y Solórzano son socios en transacciones de Bienes Raíces, y que, además, ambos trabajan para la trasnacional Esso”.
Incomersa es de la familia Gurdián, de León. “Para ellos trabajó 25 años González Alvarado, por eso es un hombre muy agradecido”, según Zelaya Blanco
Intentamos conocer la versión de Solórzano y González Alvarado, pero ninguno reporta números en la guía telefónica, y en el número de atención al cliente no dan información sobre ellos.
El terreno comprado a Incomersa fue catalogado por Noel López, auditor interno de la EPN, como innecesario, porque la institución lo tenía abandonado, pero Alejandro Fiallos, actual presidente de la empresa, dijo el lunes pasado que están alquilando una bodega al ingenio Monterrosa.
Fiallos informó que en el terreno de casi cinco manzanas se construirá una terminal para camiones de carga, con el fin de descongestionar el tráfico en la ciudad de Corinto.