Nacional

“Apocalipsis ahora”

* Doctor en Biblia asegura que nos están cayendo las pestes y terremotos anunciados * “Toda la vida no ha habido ciencia como ahora para que el hombre pueda ver lo que acontece”, afirma * Habrá hambruna, tanta, que hasta en el país más poderoso del mundo, Estados Unidos, hay hambre”, asegura

Edwin Sánchez

Hay palabras que tardan en pasar y no pasan hasta que se cumplen. Leía los versos de Rubén Darío “Cantos de Vida y Esperanza”, y una extraña sensación devino en mi lectura, y más al escuchar también al doctor Georgi Abdo cuando dijo: “Las asombrosas profecías del Apocalipsis ya no son un tema exclusivo de la Biblia y los predicadores. Basta con ver un canal internacional o leer el diario para observar los acontecimientos presagiados hace dos mil años”.
Rubén escribió: “Un gran vuelo de cuervos mancha el azul celeste / un soplo milenario trae amagos de peste. / Se asesinan los hombres en el extremo Este.
¿Ha nacido el apocalíptico Anticristo?/ Se han sabido presagios y prodigios se han visto/ y parece inminente el retorno del Cristo”.
El doctor en teología, de origen libanés, dijo: “Hoy hasta los periodistas y medios incrédulos son más eficaces que los mismos pastores, cuando dan a conocer los eventos anunciados en Patmos y por el mismo Cristo Jesús.
“He visto documentales en CNN, y la mayoría de los periodistas, aunque sean incrédulos, están predicando cosas apocalípticas, noticias que están sucediendo. Dios está usando medios que no son cristianos, dicen cosas por primera vez apocalípticas. Nunca en la historia se habían visto tantas cosas”, sostuvo.
“Cuántas miles de personas murieron en Pakistán, Afganistán por los terremotos; tsunamis que dejaron 200 mil personas muertas en Asia. Esto no es algo inventado, es algo real en tan poco tiempo. ¡Cuántas catástrofes seguidas! La gripe aviaria, como se diagnostica, si coge auge puede ser tan catastrófica como la peste que entró en Europa y mató millones de personas”.
Recordó las profecías de Cristo cuando dijo: “Y oiréis de guerras y rumores de guerra, se levantará nación contra nación y reino contra reino. Habrá pestes…”, y ha habido pestes como nunca: el Sida es una plaga. También el hambre. Asia está muriéndose de hambre, América Latina también, y en Nicaragua hay lugares donde los niños se mueren de hambre como en África”.
Hambre hasta en el reino de la abundancia
El pastor doctor en teología Abdo, quien dirige el Ministerio Internacional Cristo Rompe las Cadenas, con sede en Miami, dijo que en los mismos Estados Unidos, la nación más poderosa del mundo, hay gente que pasa hambre.
“¿Qué pasó con el huracán en Nueva Orleans? ¿No han visto a la gente muriéndose de hambre? ¿Cuánto tiempo estuvo la gente sin comer, cuántos no se desesperaron como locos en Mississipi, Alabama?
¿Por qué con toda la tecnología desarrollada por Estados Unidos no funcionó?
“Con toda la tecnología poderosa que tiene Estados Unidos demuestra que los gobiernos no están capacitados para hacerle frente a dos o tres catástrofes más. El gobierno no pudo actuar cuando sucedió el huracán Katrina”.
Pero acusan al gobierno de que no actuó de inmediato porque ahí viven las minorías.
“No fue por las minorías. Es que no tuvo la capacidad de atender a una ciudad entera destruida”.
Es una época en que los ecologista hablan de recalentamiento global, por eso los huracanes.
“La tierra toda la vida ha estado, pero nunca ha sucedido lo que ahora ocurre. Primeramente la Biblia habla de un calor bien grande. La Biblia dice que el sol calentará y quemará a los hombres con un calor terrible. Los científicos hablan del efecto invernadero
“Ahí está porque todo lo que está pasando Dios lo escribió que iba a acontecer, cambios en la atmósfera, en el tiempo. Cambio en todo”.
¿Qué lección puede sacar la gente ante lo que señala?
“A pesar de todo el avance, el hombre sin Dios no puede hacer nada, el hombre tiene límites. Y por mucho que uno llegue a la tecnología y quiera llegar a la Luna, hay momentos donde si Dios no pone su mano de amor, el hombre no puede hacer nada.
“Esto demuestra la debilidad del hombre ante el poderío de la naturaleza de Dios. El hombre tiene límites por mucho que avance en las ciencias, ¿qué puede hacer el más científico o el más poderoso cuando le llega el momento de morir?”
Los escépticos dicen que toda la vida ha habido guerras, huracanes, y lo que pasa es que ahora como se ha desarrollado la tecnología y la información recorre el mundo en pocos segundos, ahora sí hay recuento de los acontecimientos. Es decir, hay datos.
“Es que toda la vida no ha habido secuencia de acontecimientos tan pegados, en serie. Y si la tecnología y los avances han permitido que el hombre vea esto, es porque Dios mismo quiere que el hombre sea testigo de lo que la Biblia dice tendría que acontecer.
Una antigua profecía
“En Daniel capítulo 12, habla: ‘Pero tú, Daniel, cierra las palabras y sella el libro hasta el tiempo del fin. Muchos correrán de aquí para allá, y la ciencia se aumentará.
“Sellar el libro significa un misterio que nadie puede entender hasta el tiempo del fin. Daniel mismo no entendió lo que escribió”, indicó el doctor Abdo.
¿Cómo sé que es el tiempo del fin?, se preguntó. Este libro dice: “Muchos correrán de aquí para allá”.
“Nunca en la historia hemos visto gente corriendo de un lugar a otro, emigrantes, éste que va para allá, y otro para acá. El tres por ciento de la población mundial migra, unos 200 millones de personas en todo el mundo que dejan sus países de origen. Esto es un mover.
“El avance del transporte. ‘Muchos correrán’, la gente antes se movía por carretas y era poca. El transporte ahora es a nivel mundial, pero hay una señal más importante: “Y la ciencia se aumentará”.
¿Cuándo en la historia de los seis mil años que lleva la tierra creada ha habido una ciencia aumentada como del último siglo para acá?
“Hoy hay un desarrollo tecnológico que se ve en medios de comunicación, a través de satélites, todo para que la gente esté al día. “Cierra las palabras hasta el tiempo del fin”, y una de las señales del tiempo del fin es el aumento de las ciencias. ¿Desde cuándo las ciencias han aumentado?: de 50 años para acá.
“¿Cuándo ustedes oyeron hablar de crear y manipular embriones humanos, de la clonación? Esto es una señal del tiempo del fin.
Toda la vida no ha habido ciencia como ahora para que el hombre pueda ver lo que va a acontecer, porque esto Dios lo permite para que pueda ver con sus ojos, porque dice la Biblia: nosotros miraremos la recompensa de los impíos.
“Vemos a través de las ciencias”
“Está escrito que los hombres vieran los acontecimientos en su plenitud, como nunca antes, porque ahora vemos a través de las ciencias.
“Dicen algunos, es cierto, que ‘esto ha sucedido siempre’, pero no lo podíamos saber, pero ahora Dios dice que se puede saber”.
¿Entonces el hombre está inerme?
“Sí, ya está dicho qué va a suceder”.
Por eso mucha gente se siente con sombra de angustia cuando llega a estas páginas finales y fatales.
“Pero también debería sentirse contento, porque dice que en medio de la fatalidad, de toda la desgracia y todo el dolor y catástrofe que va a suceder, Cristo se para y dice: yo soy la puerta y el que por mí entrare será salvo. ¡Esperanza!, qué son las buenas nuevas sino esperanzas de salvación.
“Es como Dios le dijo a Noé: dile que entren al arca y se salven. Si hubieran hecho caso se salvan. Hay una promesa para los cristianos: por cuanto has guardado la palabra de mi paciencia, yo también te guardaré de la hora de la prueba que ha de venir sobre los que moran sobre la faz de la tierra. Serán guardados los que aman y viven la palabra de Dios.
“Lo que habla Dios lo dice antes que la ciencia lo diga, porque ¿quién creó las ciencias?: Dios.
“El terror, nunca había eso, y Lucas lo profetiza. ¿No ve cuánta ola de terrorismo, la gente vive horrorizada?”
“Darío, ahora que leía “Cantos de Vida y Esperanza” ya se había adelantado al teólogo: “Ven, Señor, para hacer la gloria de ti mismo / ven con temblor de estrellas y horror de cataclismo, / ven a traer amor y paz sobre el abismo”.
Mañana:
* “Nunca hubo tanto engaño religioso como ahora”
* “A estos pastores lo único que les interesa es el vientre, el dinero y la prosperidad”