Nacional

“Los rottweiler no piden pasaportes”

*** Aclara que cada ser humano es “un templo del Espíritu Santo”, pero que sólo por un hijo “uno se le tira a un tigre o a un perro” *** Un nicaragüense se amarra a televisora en protesta por mensajes xenófobos *** Canciller de nuestro país declara que caso puede llegar hasta la CIDH

Corresponsal Costa Rica
Mientras el presidente de Costa Rica, Abel Pacheco, exoneraba a los rottweiler de que hayan devorado al nicaragüense Natividad Canda Mairena por algún “matiz de nacionalidad”, otro connacional, Luis Enrique Balladares Orozco, se amarró a los portones de la televisora Repretel, exhortando a sectores de la sociedad costarricense a que detengan las manifestaciones de xenofobia, porque “no todos los nicaragüenses son delincuentes”.
En su conferencia de los martes, el mandatario tico, dijo: “¿Cómo le puede usted pedir a un rottweiler que pida pasaporte?”, a la vez que reiteraba que la muerte de Natividad fue circunstancial, porque los canes no podían determinar su nacionalidad.
Don Abel lamentó la muerte del nicaragüense y recordó que “ya hemos pedido disculpas, pero que haya sido un nicaragüense es algo puramente circunstancial”.
Explicó que lo que conocía del caso, es lo que han dicho los medios de comunicación, “que una persona con antecedentes delictivos se metió a una propiedad privada y fue atacado por los perros”.
“Templo del Espíritu Santo”
“Sea como sea es un ser humano, y todo ser humano es un templo del Espíritu Santo y, como tal, su vida debe ser respetada a ultranza. Cualquier persona --chino, o norteamericano, francés, nica o tico-- que su hubiera metido ahí, hubiera sido objeto del ataque de los animales”, adujo el presidente Pacheco.
Respecto a los cuestionamientos que se han hecho al actuar de las autoridades el día del hecho, Pacheco expresó que es humano actuar con prudencia, pero por un hijo uno es capaz de hacer cualquier cosa, salvo con un desconocido.
“Quizá por un hijo uno se le tira encima a un tigre, a un perro, pero, por un desconocido, yo dudo mucho que alguna persona en Costa Rica, en Nicaragua, o en el planeta tierra se lance a combatir con aquellas fieras”, justificó.
Pacheco indicó que pueden venir a preguntar lo que quieran --en referencia a los personeros que han llegado (de la Fiscalía y Procuraduría de los Derechos Humanos), y que llegarán a Costa Rica (comisión de diputados)--, a indagar sobre el proceso investigativo de la muerte de Natividad. “Lo investigaremos a cabalidad y todo será hecho con transparencia y absoluta rectitud”, subrayó.
Una comparación malintencionada
Finalmente, al término de las respuestas que brindó, un periodista tico, pretendiendo hacer relación en dos hechos diferentes, le dijo al presidente que también se refiriera al caso de Monteverde (lugar donde tres nicaragüenses en un intento de asalto bancario mataron a varias personas y secuestraron a otras), a lo que Don Abel respondió que la realidad es que “somos dos familias vecinas y, en toda familia hay gente buena y gente mala. Qué difícil evitar, cuando dos familias viven a la par, que no ocurran hechos lamentables para uno y para otro lado”.
El que se amarra
Al tiempo que concluía la conferencia de prensa, en las instalaciones de Repretel (cerca de La Carpio), el joven nicaragüense Luis Enrique Balladares, se amarró a uno de los portones para repudiar las declaraciones de una maestra de Cartago, que le reclamó a Richard Lara, fiscal enviado por Nicaragua, que por qué no venían a investigar el asalto bancario de Monteverde o por qué no se llevaban a los nicaragüenses que padecen hambre o andan de indigentes.
“Quiero decirles que no todos los nicaragüenses que venimos somos delincuentes, no es justo que nos traten por igual, porque aquí hay miles que venimos a trabajar honradamente, que estudiamos y que aportamos a la economía de este país”, declaró en los minutos que estuvo protestando.
Luis Enrique, estudiante de contabilidad y residente en Alajuela, instó a los que exacerban la xenofobia, a que tomen en consideración la importancia de los nicaragüenses que vienen a dar lo mejor de sí, sin importarle que no sea su país.
El connacional sustentó su protesta para que de una vez se termine la ola de manifestación xenófoba en contra de los nicaragüenses que son de probada honorabilidad, trabajo y esfuerzo. “No nos pueden seguir tratando igual que a los que cometen un delito. Aplicando la ley, el que hace algo malo lo pagará, por eso no nos pueden ver o hacernos sentir como de que todos fuéramos delincuentes”, acotó Luis Enrique.
Caso puede ir a CIDH
Nicaragua recurriría ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), de no considerar justo el veredicto en el caso del inmigrante Leopoldo Natividad Canda Mairena, fallecido en Costa Rica la madrugada del pasado once de noviembre, después de ser atacado por dos perros raza rottweiler cuando ingresaba a propiedad privada.
Así lo manifestó el canciller Norman Caldera posterior a la inauguración del encuentro de comisiones nacionales de Derecho Internacional Humanitario de Centroamérica, Panamá y República Dominicana que se realiza en un hotel capitalino.
“Nicaragua exige justicia, que quiere decir que si hay personas responsables, éstas deben ser castigadas con los plazos que establece la ley, estamos dándole seguimiento a este dramático caso de interés humano con el embajador Francisco Fiallos, quien nos acompañará a visitar al presidente Enrique Bolaños para ponerlo al tanto de las acciones de nuestra representación diplomática en ese país vecino”, manifestó Caldera.
Tensas relaciones
El canciller, a la vez, reconoció que las relaciones diplomáticas entre Nicaragua y Costa Rica se encuentran tensas, y lo que se está tratando de hacer es que se encaucen las tensiones por las formas civilizadas de ambos países para que se dé la justicia.
“La tragedia del ciudadano nicaragüense y el conflicto por el río San Juan son dos cosas diferentes, y a las dos se les dará el seguimiento apropiado hasta que lleguen a su fin, primero, porque pretendemos que se le haga justicia al señor Canda Mairena, y en segundo, que se le haga justicia a Nicaragua en La Haya con el caso del río San Juan”, declaró el canciller.
También el ministro Caldera comentó que hoy parte la delegación presidida por él a la Corte Internacional de La Haya, donde se fijarán las fechas para la entrega de las memorias de parte de Costa Rica en el caso del río San Juan, posterior a la acción de entrega, Nicaragua tendrá la oportunidad de plantear las objeciones preliminares.
“Será hasta nuestro regreso que daremos a conocer quiénes serán los representantes legales de Nicaragua en el caso del río San Juan. Lo único que puedo adelantar es que contamos --y los costarricenses lo han reconocido cuando se han mencionado algunos nombres-- con los mejores juristas en temas de Derecho Internacional de la región”, expresó.
josmen_02@yahoo.com