Nacional

Primeros acuerdos podrían frenar huelga médica

Pero movimiento médico se divide, luego que miembros de los médicos “pro-salarios” decidieron desconocer las negociaciones Ministerio de Hacienda busca en el BCN hasta 280 millones de córdobas para completar presupuesto que cubriría demandas

La Federación de Trabajadores de la Salud (Fetsalud) y la mayoría de sindicatos médicos llegaron esta mañana a los primeros acuerdos con el Gobierno, que podría llegar a suspender la huelga médica esta semana, aunque estos generaron una profunda división con el movimiento de “médicos pro-salarios”.

Delegados del Ministerio de Hacienda, Ministerio de Salud y la Secretaría Técnica de la Presidencia, acordaron con los médicos, la asignación de hasta 20 millones de córdobas, como pago de salarios a los médicos residentes, mientras se buscan algunas fuentes de financiamiento de 280 millones, que se necesitarían para desmontar el paro.

Precisamente a las dos de esta tarde, los negociadores iniciaron un descanso, que le permite al ministro de Hacienda, Mario Arana, sondear en el Banco Central, la posibilidad de entregar los 280 millones restantes, para completar los 400 millones que garantizarían cumplir con toda la demanda de los médicos en huelga.

Dictamen presupuestario reflejará acuerdo

Hasta el momento, el Gobierno ya ha colocado a la disposición 122 millones de córdobas, en un mecanismo que sería incluido en el dictamen parlamentario al Presupuesto General de 2006, esquema al que ya se han comprometido diputados liberales y sandinistas.

Los diputados suspendieron ayer por la tarde la firma del dictamen, a petición de los diputados liberales, que pidieron 24 horas más de tiempo para analizar las fuentes que necesitarían utilizar para cumplir con las demandas sociales.

Sin embargo, fuentes parlamentarias consideran que el PLC paralizó el dictamen, para ganar tiempo en algunos temas espinosos, como la extinción de la Superintendencia de Pensiones (SIP) y las transferencias municipales.

Huelguistas divididos


Pero al margen de las decisiones políticas, este martes se configuró como una jornada dramática para el movimiento, que hoy se dividió ante los primeros acuerdos con el Gobierno.

Los médicos pro-salarios decidieron abandonar las negociaciones y anunciaron que mantendrán la huelga, mientras en algunos hospitales, los médicos mostraron molestias con el dirigente de los médicos pro-salarios, Elio Artola, a quien le impidieron hoy la entrada al Hospital Lenín Fonseca.

La reunión se reiniciará esta tarde en las oficinas del Consejo de Planificación Económico-Social (Conpes), mientras las autoridades oficiales estiman que de conseguir acuerdos hoy, la huelga podría desmontarse parcialmente el jueves, en dependencia de la firma del dictamen parlamentario, al Presupuesto General de 2006.