Nacional

25 años al asesino de Olivas

* Familiares inconformes demandan la pena màxima de 30 años * “Se les acabó la minita de oro, payasos”, grito el delincuente a los comunicadores presentes en la audiencia

ESTELÍ -A 25 años de cárcel fue condenado ayer Santos Roberto Osegueda Palacios, alias “El Pelón”, quien el pasado 14 de agosto asesinó fríamente de dos balazos al periodista y abogado esteliano, Ronny Adolfo Olivas Olivas.
A las tres y cuarenta minutos de la tarde de este lunes 31 de octubre, en el Juzgado de Distrito Penal de Juicio le fue leída la sentencia a Osegueda, en una audiencia especial a la que asistieron el fiscal Edgard Armando Aráuz, y el defensor público Nelson Cortés Ortiz, quien representó al asesino en todo el proceso que se le siguió.
Los miembros de un Tribunal de Jurado de Conciencia que sesionaron de forma ininterrumpida los días 24 y 25 de octubre, emitieron un veredicto de culpabilidad en contra de Santos Roberto Osegueda Palacios, por ser el autor del delito de asesinato en perjuicio de Ronny Adolfo Olivas Olivas, quien hasta el momento de su muerte tenía el cargo de presidente de la Unión de Periodistas de Nicaragua, filial Estelí.
En un ambiente tenso y con abundante presencia policial, Osegueda Palacios fue llevado fuertemente custodiado por efectivos del Sistema Penitenciario Regional “Puertas de la Esperanza”, hasta el salón principal del Juzgado de Distrito Penal de Audiencias, donde se celebran los Juicios orales y públicos.
La sentencia de 25 años de cárcel fue emitida por la doctora Elizabeth Corea Morales.
Insulta a periodistas
Osegueda se mostró con una actitud desafiante antes, durante y después de que la juez Corea Morales le notificara la condena.
Llegó al extremo de insultar a los periodistas cuando éstos se encontraban en el recinto, a quienes les dijo: “Se les acabó la minita de oro, payasos”.
Aunque un poco menos agresivo que cuando fue celebrado el juicio oral y público, donde hasta irrespetó a la familia del periodista Olivas Olivas, Santos Roberto Osegueda mantuvo en toda la sesión de ayer una actitud provocadora.
El fiscal auxiliar, Edgard Armando Aráuz, dijo que el Ministerio Público solicitó a la juez Corea que dictara una sentencia de treinta años de cárcel, es decir, la pena máxima, pero ella hizo sus valoraciones y resolvió que el reo cumpla 25 años de cárcel.
En su resolución, la juez Corea señala que en todo el proceso que se le siguió a Santos Roberto Osegueda quedó demostrado el grado de autor por haber realizado material y voluntariamente los hechos imputados por el Ministerio Público.
La sentencia podrá ser apelada por el defensor de Santos Roberto Osegueda Palacios en un término no mayor de seis días hábiles.
Ante todo lo sucedido, la judicial decidió aplicar una pena intermedia de 25 años de cárcel, tomando en cuenta que Osegueda se entregó a la Policía tres días después de haber asesinado a Olivas Olivas.
Madre no está conforme
En tanto, la señora Reina Piedad Olivas Calderón, madre del periodista Ronny Adolfo Olivas, señaló que no está conforme con la resolución de la judicial, porque si bien es cierto que la vida de su hijo nada ni nadie se la devolverá, la familia demandaba treinta años de cárcel.
“Imagínese usted cómo será su carácter, que todavía salió ofendiendo a los periodistas que estaban aquí”, señaló sumamente adolorida doña Reina Olivas, de 66 años.
Mientras que la jovencita Benasir Olivas, hija de Adolfo, indicó que tampoco se siente tranquila con la sentencia dictada por la judicial, y destacó que Osegueda es un vulgar y peligroso delincuente.
En el proceso investigativo desarrollado por la Policía esteliana, quedó demostrado que Osegueda asesinó de la forma más fría y brutal a Ronny Adolfo Olivas Olivas, quien por la espalda recibió dos disparos de revólver calibre 38.
Varios pobladores de este departamento de Estelí, entre ellos el ex vicealcalde del municipio de San Nicolás, Teófilo Rayo Laguna, demandaron de la señora juez Elízabeth Corea Morales que aplicara la pena máxima de 30 años al asesino, quien enfrenta otros juicios por el delito de tráfico interno de drogas y lesiones graves en perjuicio de dos pobladores del barrio “Oscar Gámez”.
Meses antes de que asesinara a Ronny Adolfo, Osegueda Palacios había apuñalado por la espalda a esas dos personas.
Aunque especialistas en psiquiatría han señalado que Santos Roberto Osegueda Palacios es un sociópata, lo que dejó demostrado minutos después de que el Jurado de Conciencia diera a conocer su veredicto de culpabilidad, al señalar que “iba feliz a la cárcel”, también diversos juristas estelianos lo califican como un sujeto fanfarrón y egocentrista.
Sobre los móviles del asesinato quedan muchas lagunas, ya que sus familiares, juristas reconocidos de Estelí y los periodistas, no consideran que el asesino haya matado a Olivas Olivas sólo por una discusión hasta cierto punto tonta, al reclamar el pago de sesenta córdobas por el pasaje de taxi.
La supuesta relación de este hecho con varias denuncias sobre la narcoactividad que había realizado Olivas Olivas a través del medio escrito donde laboraba, no se abordó en el proceso final. Eso queda como un enigma, y quizá sobre este caso el tiempo diga la última palabra.