Nacional

Abren paso a transportistas

* Titular del MTI declara circular “se puede enmendar” * Circulación en puestos fronterizos volvió a la normalidad

Redacción Central
Las tensiones entre transportistas de carga centroamericanos y el gobierno de Nicaragua terminaron ayer, luego que una circular técnica aplicada por el Ministerio de Transporte e Infraestructura (MTI) a través de la Dirección General de Aduanas (DGA), y que impedía el ingreso de furgones de carga extranjeros a nuestro país, quedó en un “compás de espera”.
Pedro Solórzano, titular de Transporte e Infraestructura, declaró a EL NUEVO DIARIO que la aplicación de la Circular Técnica 140/2005 fue una medida “errada” y que “se puede enmendar”. Mientras tanto, la circular está en compás de espera” declaró el ministro.
Esta circular técnica definía los documentos que los transportistas de carga de los países centroamericanos debían presentar en los puestos fronterizos hacia Nicaragua, y establecía el tiempo que podían permanecer en el país.
Pero, además, establecía que el traslado de la “mercancía nacional, incluso originaria de Zona Franca” hacia un puerto marítimo dentro de territorio nicaragüense, debía ejecutarse “conforme la Ley de Transporte y su Reglamento”. Es decir, que serían transportistas nicaragüenses que tendrían que hacerse cargo.
Una fuente cercana al asunto, informó a EL NUEVO DIARIO que allí radicaba el problema. Los puertos de Nicaragua no tienen la capacidad de exportar la carga nacional, de manera que transportistas de carga de los demás países de la región, se tienen que encargar de trasladar la carga a distintos puertos en sus países que sí ofrecen las condiciones, según dijo la fuente.
Desde el pasado martes, la Dirección General de Aduanas estuvo impidiendo la entrada de transportistas de carga centroamericanos. El objetivo era beneficiar a los transportistas de carga nacionales. “La CT 140-2005 --comentó la fuente-- fue un acto de buena fe, pero está un tanto desajustada”.
Por su parte, la Cámara de Transportes de Carga de Honduras cumplió su promesa de bloquear la entrada a transportistas de carga nicaragüenses a ese país, según dio a conocer la agencia EFE. Pero ayer por la tarde, la circulación de transporte de carga en las fronteras ya era normal.
Según esa misma agencia, José Manuel Cárcamo, titular de la Dirección Ejecutiva de Ingresos (DEI) de Honduras, declaró a una radio local de Tegucigalpa que la circulación en los puestos fronterizos "se ha normalizado", y que el transporte de carga hondureño "ya está entrando y saliendo" del vecino país.
Según Pedro Solórzano, la decisión de dejar en “compás de espera” la tomó el presidente Enrique Bolaños durante la reunión que sostuvieron los presidentes centroamericanos, con el Secretario de Comercio de Estados Unidos en El Salvador.