Nacional

Ni buenos ni malos en libertad de prensa

* Ocupamos puesto 68 en un listado de 167 naciones

María Haydée Brenes

Nicaragua ocupa el puesto número 68 en la lista de 167 países, en la cuarta clasificación mundial de la libertad de prensa que fue dada a conocer por la organización Reporteros sin Fronteras ayer.
En los últimos puestos se encuentran Corea del Norte (167), Eritrea (166) y Turkmenistán (165), donde según el informe no existe prensa privada y la libertad de expresión es nula, pues los periodistas de los medios de comunicación se limitan a reproducir la propaganda del Estado, ya que cualquier comentario o un nombre mal escrito, puede traer sobre el comunicador prisión, intimidaciones y vigilancia permanente.
También el estudio de Reporteros Sin Fronteras (RSF) manifiesta que este año es considerable el retroceso que se ha dado en algunas democracias occidentales como Estados Unidos, que ocupa el puesto 44 perdiendo en comparación con el informe del año pasado más de 20 puestos a causa del encarcelamiento de la reportera del New York Times, Judith Miller, y de algunas medidas judiciales que perjudican la protección del secreto de las fuentes.
Canadá en el puesto 21 y Francia en el 33, han perdido puestos a causa de las decisiones que debilitan el secreto de las fuentes y la creación de nuevos delitos de prensa, mientras Estados que han adquirido o recobrado recientemente su independencia se muestran muy respetuosos de la libertad de prensa, ocupando sitios dentro del primer bloque de sesenta países. Entre ellos destacan Eslovenia, Estonia, Letonia, Lituania, Namibia, Bosnia- Herzegovina, Macedonia, Croacia y Timor-Este.
“La clasificación realizada rebate la teoría abundantemente utilizada por dirigentes de países pobres y liberticidas, quienes basan como una condición previa a la libertad de expresión el desarrollo económico y el respeto a los derechos humanos, pues si bien a la cabeza del listado encontramos Estados ricos como Dinamarca, varias naciones muy pobres figuran entre los primeros sesenta como Bolivia, Benín, Mongolia y Mozambique”, destaca el informe.