Nacional

Lo tienen en la calle a punta de escrituras falsas


Eloisa Ibarra

El suspendido juez suplente, Moisés Rodríguez Zelaya, no es primera vez que aparece involucrado en actividades irregulares, como la orden de entregar 609 mil dólares de un caso de lavado de dinero, pues otorgó dos escrituras falsas, fuera del Protocolo en 2004, según denuncia y documentación presentada en END.
La constancia de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) fechada el trece de septiembre de 2005 por el secretario por la ley, Enrique Molina Barahona, indica que el Protocolo de Rodríguez de 2004 tiene sólo quince escrituras, pero aparecen tres más, sin registro.
Rodríguez, quien se encuentra incorporado como abogado y notario a partir del 23 de marzo de 2003, reportó quince escrituras en el protocolo de 2004. Pero aparecen dos escrituras fuera del Protocolo: la 17 y la 18, que son falsas, pues no están registradas según la constancia de la CSJ. Las tres escrituras fueron elaboradas en papel sellado de 2005.
Además, Rodríguez tiene dos escrituras con el número 15 en 2004, una que aparece en el protocolo, donde Yael Gisela Ramírez López y la también suspendida juez suplente de Tipitapa, Julissa Carolina Bonilla, ceden los derechos irrevocables sobre un lote de terreno con fecha 20 de octubre de 2004.
En la otra escritura 15, no registrada en el protocolo y por consiguiente falsa, Rodríguez legaliza la venta que efectúa Douglas Benito Méndez Pérez, en calidad de apoderado de la empresa Detasphere, Deltaspere S.A., a Dunia Loreta Lugo Navarro, un lote de terreno de 29,003.79 metros cuadrados, ubicado en el kilómetro 49 de la carretera a Masachapa.
Alemán denuncia falsedad
El señor Wilhem Ulrico Otto Brinkmann, dueño del 90 por ciento de las acciones de la empresa Detasphere Detasphere S.A., afirmó que la escritura del 18 de octubre del 2003, a las ocho de la mañana, efectuada bajo los oficios del notario Ramón Antonio Carcache Obregón, donde supuestamente le otorga poder a Méndez, es falsa, pues él se encontraba fuera del país ese día.
Mostró los documentos de Migración y Extranjería que reflejan que ese día salió a Miami. Indicó que salió en el primer vuelo de TACA, a las diez de mañana, y estuvo en el aeropuerto desde las siete de la mañana, porque en ese momento los controles estaban bien rígidos.
Tratamos de conversar con Carcache Obregón, pero en el número telefónico que aparece en la guía de profesionales, nos contestaron que ahí no existe ni ha existido alguien con ese con ese nombre y apellidos.
Brickamn explicó que Méndez abandonó su puesto de trabajo el seis de junio de 2005, porque estaba en desacuerdo con las medidas tomadas por él, en vista de que no se avanza en la producción, y hasta ese momento desconocía de las escrituras falsas de 2004, donde se vendían bienes de la empresa que no aparecen registradas en contabilidad, no hay documentos y tampoco lo informó.
Explicó que Méndez firmó un documento con Aduanas donde se comprometía a que ninguno de los bienes podía ser vendido, y en el acta constitutiva se establece que no se pueden vender bienes, a no ser que la Junta Directiva lo autorizara, y nunca se efectúo reunión, pues no lo permitió.
En la escritura 17, también falsa, Rodríguez legaliza la venta que el mismo Méndez hace a Lugo Navarro, esta vez de un vehículo, propiedad de la empresa Detasphere Detasphere S.A. Para esta venta utilizan el mismo poder otorgado mediante la escritura 18.
Policía lo detuvo
Refirió que producto de esa venta ilegal, el 16 de julio la Policía lo detuvo, acusándolo de hurto con abuso de confianza de su propio vehículo en el que viajaba en el Distrito Tres, y ahí es que se entera de que existe una supuesta venta efectuada a sus espaldas.
Lo tienen en la calle
Refirió que vivía en la fábrica y le tiraron todo a la calle, y ahora sólo tiene una maleta, porque el juez suplente, José Luis Araica Buitrago, violó todos sus derechos como depositario, pues en un primer embargo de la compañía fue nombrado depositario interventor.
El 29 de junio había sido nombrado depositario e interventor, y cuando llegó Araica, le insistió en que lo nombrara respetando la ley, y el juez Araica le contestó que era extranjero y no tenía derecho, y decidiría quién sería el depositario.
Indicó que, por otra parte, el ex juez Carlos Mario Peña, quien en el pasado le hizo un poder generalísimo, le presentó tres recibos por seis mil dólares para que se los pagara, alegando que se los había prestado a Méndez para gastos de la empresa, lo que según el alemán es falso y tampoco esta registrado en la contabilidad.
Producto de todo esto, indicó el alemán, la empresa permanece paralizada desde el pasado 29 de agosto, porque los sacaron el mismo día del embargo, y está afectando su inversión y compromisos ante el Estado, pues los productos deben salir a más tardar a final de año.
Tratamos de comunicarnos con Méndez, pero en el teléfono celular que conseguimos no contestó, y no existe ninguno registrado a su nombre en la guía telefónica. En el caso de Lugo Navarro, también llamamos a un número donde supuestamente vive en San Rafael y nos informaron que no habita ahí.