Nacional

“Operamos con los juzgados más hábiles”

*** No son ONG y apremian cuando los clientes “caen en desacato”

— VALERIA IMHOF —

Como una “casualidad” calificó el asesor legal de la Financiera Nicaragüense de Desarrollo, S.A. (Findesa), que dos casos de cobro judicial a favor de dicha financiera hayan sido conocidos casi el mismo día y a la misma hora por la jueza Única de Ticuantepe, Suyén Plazaola Rubí, quien, según conocimos extraoficialmente, está siendo investigada por la Comisión Disciplinaria de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) debido a varias quejas en su contra. ;


;


Los juzgados “más ágiles”;


“Hay un volcán de atrasos y los abogados escogen los juzgados que son más ágiles, como Ticuantepe y Tipitapa, pero también tenemos casos en otros juzgados ubicados en Las Palmas, en los Juzgados Quinto y Sexto. Por desgracia estos dos casos cayeron en Ticuantepe, pero es una casualidad”, seńaló el doctor Edwin Bonilla, asesor legal de Findesa.;


Los dos casos a que se refería Bonilla son el de la seńora Marisol Orozco y su fiadora Sabina Rosales, así como el de la seńora Imelda Núńez, a quienes la jueza de Ticuantepe les dictó “apremio corporal” en diciembre pasado. ;


Las tres mujeres fueron encarceladas en las estaciones 4 y 3 de la Policía, respectivamente, unos días antes de Navidad, luego de haberse retrasado en el pago de las cuotas de un préstamo que solicitaron a Findesa, que en el caso de Orozco fue de 15 mil córdobas. ;


Bonilla seńaló que la entidad tiene un equipo de abogados externos para que lleven los casos de cobro judicial y recuperen el dinero prestado, pero dado que los Juzgados de Nejapa están “saturados”, entonces recurren a los juzgados “más ágiles”. ;


“Todos nuestros procedimientos vía recuperación del crédito están ajustados a derecho, pero antes de llegar a esa magnitud (cobro judicial) existen procedimientos internos: primero les damos tres avisos y los visitamos, pero cuando no vienen o hay una situación de mala voluntad es cuando procedemos por la vía judicial”, indicó. ;


Bonilla dijo que se les dicta apremio corporal cuando han caído en desacato. ;


“Luego de que se requieren los deudores, les damos cinco días para presentar la prenda, y si no la presentan hay apremio corporal”, abundó.;


;


“No somos ONG” ;


Leticia Lanzas Cárcamo, Gerente de Mercadeo de Findesa, indicó que ésta es una institución del Sistema Financiero Nacional y no una ONG, y que son supervisados y regulados por la Superintendencia de Bancos. ;


“Somos una institución sólida y contamos con más de 15 mil clientes satisfechos por el servicio financiero que les ofrecemos”, dijo la licenciada Lanzas. ;


Seńaló que Findesa es una institución financiera focalizada en brindar apoyo a la pequeńa y mediana empresa, agregando que de esos 15 mil clientes, menos del uno por ciento está en la situación de cobro judicial. ;


“Los clientes pasados a la vía judicial, primeramente son cobrados de forma pre judicial, dando oportunidad al pago del saldo moroso. Cuando se detecta mala fe, desviación de prenda y otras anomalías, se ejecuta por la vía judicial correspondiente apegada a derecho, y son los jueces quienes proceden de acuerdo a la leyes”, seńala en un escrito. ;


La licenciada Lanzas agregó que los contratos firmados se hacen con pleno conocimiento del cliente, que sabe que si cae en mora o cobro judicial tiene que pagar los cobros judiciales y administrativos. ;


Bonilla dijo que en el caso de Orozco, la fiadora fue víctima de ésta porque no canceló su préstamo en tiempo y forma. ;


“Ninguna de las dos se presentó haciendo uso de su derecho, la deudora desvió la prenda y cayeron en desacato”, explicó.