Mundo Oculto

La extraña luz de la luna

La Luna, a parte de la influencia que tiene sobre las mareas y el carácter de las personas, roba el color de todo lo que ilumina, un paisaje gris lo vuelve azul, y a pesar de su intensidad no te permitirá leer

No hace mucho tiempo, antes de que existiera la luz eléctrica, los agricultores se valían de la luz de la Luna para recoger la cosecha de otoño. Todo maduraba al mismo tiempo y había demasiado trabajo que hacer para detenerse con la puesta de Sol. Una brillante Luna llena (la “luna de la cosecha”) les permitía seguir trabajando durante la noche.
La luz de la Luna era bienvenida, pero, como cualquier agricultor puede decirle, se trataba de un asunto extraño. ¿Por qué? Pruébelo usted mismo.
1. La luz de la Luna roba el color de todo lo que ilumina. Tomemos una rosa. Cuando la luz de la Luna llena cubre la flor ésta tiene un brillo encendido e incluso proyecta sombra, pero el rojo no se ve, ha sido sustituido por matices de color gris. En realidad todo el paisaje es así. Es como ver el mundo a través de un viejo televisor en blanco y negro.