Misterios y Enigmas

Misterios, hallazgos y exorcismos


* Penelope

El 30 de marzo de 2002, un grupo de científicos cubanos y los expertos de la exploración canadiense Advanced Digital Communications (ADC), anunciaron que encontraron los vestigios de lo que pudiera ser la ciudad perdida de la Atlántida, u otra cultura trascendental. La extraña formación rocosa descubierta en las profundidades del Caribe, frente a Cuba, puede ser en realidad una ciudad hundida, perteneciente a una antigua civilización desconocida hasta ahora, o la misma Atlántida.

Hay pirámides y caminos a 600 metros
“En realidad se trata de unas estructuras extremadamente peculiares, han captado la imaginación de todos nosotros”, dijo el geólogo cubano Manuel Iturralde en una conferencia después de haber investigado el lugar durante una semana. El científico dijo que geológicamente no se puede explicar lo que hallaron. El examen de las muestras rocosas que serán recogidas arrojará más luz sobre la formación, ubicada frente a la península de Guanahuacabiles, en el extremo oeste de Cuba.
Iturralde del Museo Nacional de Historia Natural, se ha unido a la empresa canadiense en los esfuerzos por develar el misterio de las rocas de tipo granito pulidas y de forma geométrica. Las estructuras que recuerdan a las pirámides, caminos y otras construcciones, yacen a más de 600 metros de profundidad en un área de 20 kilómetros cuadrados.
La compañía ADC ha sugerido que pueden pertenecer a una civilización que colonizó el continente americano hace miles de años, posiblemente asentada en una isla que se hundió a gran profundidad por un cataclismo terrestre, como un terremoto.
Esa teoría y su inevitable paralelismo con la mítica ciudad perdida de la Atlántida, ha sido recibida con escepticismo por parte de los medios científicos internacionales, que consideran poco creíbles las mencionadas profundidad y antigüedad, calculada en al menos 6000 años por ADC.
La conclusión de Iturralde de que no hay una explicación natural obvia ha dado crédito a la teoría de ADC.
“Parece posible que haya algún tipo de diseño inteligente en la configuración y planeamiento de la estructura”, explicó la ingeniera en oceanografía rusocanadiense Paulina Zelitsky, de ADC, en la Habana. “He trabajado en este campo durante 30 años y nunca antes había visto estructuras naturales formadas con tal planificación y simetría inteligente. Desde un primer momento sospeché que esas estructuras no se formaron naturalmente”, concluyó.

Los hechos ocultos y los exorcismos
En los Estados Unidos hay más de 10 mil astrólogos, y más de 40 millones de americanos consultan frecuentemente el horóscopo. Se habla de más de 15 mil ocultistas. Hay miles de hispanos que consultan a los especialistas de las ciencias ocultas. Las consultas y los trabajos ocultos están a la orden del día en todos los países latinoamericanos.
En cuanto a los exorcismos, el padre Gabriel Amorth, uno de los pocos exorcistas dispuestos a hablar de su actividad. Vive en Roma y asegura haber realizado 50 mil exorcismos, pero cree que sólo 84 de los casos fueron auténticas posesiones demoníacas. Explica que entre los síntomas típicos destacan la manifestación de una fuerza física extraordinaria, la xenolalia o hablar en una lengua que la persona poseída no conoce, y las revelaciones de actos privados de terceras personas.
En 1972, una comisión compuesta por representantes de la Iglesia Católica y médicos siquiatras, hizo a petición de la Iglesia Anglicana, un informe sobre las prácticas exorcistas. El informe confirmó la efectividad de los exorcismos relativos a los lugares, diciendo que “la acción del diablo es frecuente en los lugares sacros y durante las sesiones espiritistas”.

TOME NOTA
*Textos de estudio de la profesora PENÉLOPE. Parapsicóloga, código 95703, Profesional School, Miami Florida. Especialista en la interpretación del tarot y las cartas de los ángeles. Terapias alternativas para tu control mental y mejorar tu calidad de vida. Consejería en tus problemas laborales de negocios y sentimentales. Atiende de lunes a sábado de 9 de la mañana a 5 de la tarde, previa cita. Teléfonos: 22897207 / 89380153, Managua.