Internacionales

Huracanes “Julia” e “Igor” avanzan por el Atlántico


MIAMI / AFP
La tormenta tropical “Julia” se convirtió ayer martes en el quinto huracán de la temporada ciclónica en el Atlántico, donde el poderoso huracán “Igor” y otro grupo de tormentas amenazan varios territorios del Caribe, informó el Centro estadounidense de huracanes, NHC.
Anoche, “Julia” se ubicaba 570 kilómetros al oeste de Cabo Verde, y se desplazaba hacia el oeste con vientos máximos de 140 km/h, convertido en un huracán categoría uno en la escala Saffir-Simpson, con máximo en cinco, que mide la fuerza de los vientos.
“Julia puede tener un fortalecimiento adicional en los próximos días”, dijo el NHC.
El huracán “Igor”, en tanto, se desplazaba sobre el Atlántico, lejos de tierra hacia el noroeste, aunque el fuerte oleaje y las lluvias que produce alcanzaban varias islas caribeñas.
Otro sistema más pequeño de tormentas que está afectando la región, obligó a evacuaciones en Haití y arroja fuertes lluvias sobre Cuba, Jamaica, las islas Cayman y Belize.
Los meteorólogos del NHC indican que podría convertirse en otro ciclón tropical antes de avanzar sobre la península de Yucatán, en México.
Evacuaciones en Haití
Las autoridades haitianas anunciaron que evacuarán a miles de personas que viven en condiciones precarias tras el sismo de enero, ante el mal tiempo que amenaza el país.
El centro de “Igor”, un poderoso huracán categoría cuatro, se localizaba anoche al este de las Antillas menores y sus vientos máximos eran de 215 km/h.
Al igual que “Julia”, “Igor” tiene pronosticado un rumbo noroeste en los próximos días y no impactaría tierra directamente. Este martes pasaría a unos 1200 km al norte de la isla Hispaniola, que comparten Haití y República Dominicana.
Los vientos y fuerte marea generados por “Igor comenzarán a sentirse en las islas Antillas menores este martes y alcanzarán Puerto Rico y las islas Vírgenes entre la noche del martes y el miércoles”.
Esas crecidas del mar pueden producir olas y corrientes peligrosas que pueden amenazar la vida humana, advirtió el NHC.
La temporada de huracanes en el Atlántico norte se desarrolla durante seis meses entre junio y noviembre, y el mayor número de ciclones se forma en septiembre y octubre, período considerado como el pico de la estación.