Internacionales

Dos policías heridos en Costa Rica


SAN JOSÉ / EFE

Al menos dos policías resultaron heridos ayer y quince manifestantes fueron detenidos en el comienzo de una jornada de protestas con marchas y bloqueos convocada por sectores sociales y laborales en Costa Rica, informó una fuente oficial.
La ministra de Seguridad, Janina Del Vecchio, declaró a Radio Monumental que en la provincia de Limón (Caribe) se reportaron dos policías heridos de bala cuando fueron “emboscados” en el momento en que se disponían a despejar el bloqueo en una carretera.
La ministra explicó que en Limón hay al menos quince personas detenidas, entre ellas funcionarios de la Municipalidad del lugar, mientras que uno de los policías se encuentra en estado “grave”, ya que recibió un balazo en la barbilla.
El otro agente fue herido en una pierna y se encuentra en situación estable.
El motivo de esta protesta es la oposición a una nueva ley que permite la privatización de servicios que antes eran exclusivos de las municipalidades.

Masiva participación
En la jornada de protestas que tiene lugar en todo el país participan profesores, taxistas informales, ambientalistas y otros sectores sociales y laborales que reclaman diferentes asuntos.
Los profesores marcharon, en San José, en protesta por una iniciativa que no ha sido presentada a la Asamblea Legislativa y que pretende crear un “salario único” para el sector público, lo que a su juicio atenta contra las garantías laborales como el aguinaldo y otros beneficios salariales propios del sector.
El ministro de Planificación, Roberto Gallardo, explicó a la prensa local que ésta iniciativa será entregada a los sindicatos para que la estudien y se enviará al Congreso si los trabajadores están “cómodos” con la propuesta.
Por su lado, los ambientalistas programaron una protesta frente a la Asamblea Legislativa contra otro proyecto de ley que está cerca de ser aprobado y que pretende degradar a Refugio de Vida Silvestre el Parque Nacional Marino, Las Baulas, santuario de La Baula, la tortuga marina más grande del planeta que se encuentra en peligro crítico de extinción.
El Gobierno busca rebajar la categoría del Parque, porque asegura que no tiene el dinero necesario para expropiar terrenos privados que se encuentran dentro de la zona protegida, y al convertirlo en Refugio eso ya no sería necesario.
Por las principales calles de San José, los “porteadores”, servicio similar al taxi, pero que recoge a las personas en las puertas de sus casas, transitan con lentitud y además se registran algunos bloqueos en carreteras de acceso a la capital.
Ellos protestan porque el Gobierno impulsa un proyecto de ley para regular la actividad, lo que los “porteadores” consideran una forma de sacarlos del mercado, por lo que exigen la creación de una figura legal que les permita continuar con su actividad.