Internacionales

EU no puede resolver todos los problemas del mundo


NUEVA YORK / AFP

El presidente Barack Obama clamó por una nueva era de cooperación multilateral al descartar que Estados Unidos pueda resolver todos los problemas del mundo en su debut, ayer miércoles, ante la Asamblea General de la ONU.
En un esperado discurso a ocho meses de asumir la presidencia estadounidense, Obama expuso ante los 120 mandatarios reunidos en la sede de la ONU en Nueva York la nueva política de Washington de trabajar activamente junto a la comunidad internacional para afrontar los retos mundiales.
“Es tiempo de que el mundo tome una nueva dirección. Debemos asumir una nueva era de cooperación basada en intereses comunes y respeto mutuo, y nuestro trabajo debe empezar ya”, dijo el mandatario, recibido por copiosos aplausos.
Pero advirtió: “Los que solían reprender a Estados Unidos por actuar en solitario en el mundo no pueden ahora quedarse al margen y esperar que Estados Unidos resuelva solo los problemas mundiales”.
“Es tiempo de que cada uno de nosotros asuma su responsabilidad en la respuesta global a los desafíos mundiales”, enfatizó.

Latinoamericanos preocupados por orden económico mundial
Los mandatarios latinoamericanos que intervinieron en la jornada se mostraron preocupados por la necesidad de la refundación del orden económico mundial, un día antes de que comience el jueves en Pittsburgh la cumbre del G20 de países industrializados y emergentes.
“Defiendo la regulación de los mercados financieros, la adopción de políticas anticíclicas, el fin del proteccionismo y la lucha contra los paraísos fiscales”, declaró Lula.
“Lo que aquí hubo es la crisis de un paradigma. (...) La crisis de una forma de concebir el Estado y lo público, donde se cree que el Estado es el problema y no la solución”, destacó la mandataria chilena.
Antes de que el dirigente iraní Mahmud Ahmadinejad tome la palabra este miércoles ante la asamblea, el presidente Obama advirtió que Irán y Corea del Norte “amenazan con llevarnos hacia una pendiente peligrosa”, por su insistencia en procurarse armas nucleares.
Las críticas contra Teherán fueron secundadas por el francés Nicolás Sarkozy, quien afirmó que los iraníes “cometerían un trágico error” al “apostar a la pasividad de la comunidad internacional” y mantener su “programa nuclear militar”.
Israel llamó a retirarse de la sala como protesta simbólica contra Ahmadinejad cuando tome el podio por sus llamados a la destrucción del Estado hebreo, pero se desconoce si otros países se unirán.