Internacionales

Sondeo detecta empate técnico en Venezuela

* El más reciente sondeo de la firma privada Hinterlaces indica que hay un empate técnico entre la opción del Sí y la del No

CARACAS / AFP

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, enfrenta un desafío crucial a medida que se acerca el referendo sobre la reforma constitucional del domingo, entre disidencias internas, creciente tensión social y sin que su proyecto sea favorito, de acuerdo con los sondeos.
La propuesta de reforma constitucional, presentada por el propio Chávez a la Asamblea Nacional en agosto, plantea la reelección presidencial ilimitada, mayores atribuciones al Poder Ejecutivo, y sienta las bases para la construcción del socialismo.
Ello en consonancia con el empeño de Chávez de profundizar la “revolución bolivariana”, a partir de su reelección presidencial hace un año, cuando obtuvo 7.3 millones de votos (62.84%).
Pero por primera vez en casi nueve años en el poder, el proyecto de Chávez no arranca como favorito en las encuestas, que hablan de la posibilidad de resultados muy parejos.
De acuerdo con un sondeo realizado entre el 20 y 24 de noviembre por la empresa Hinterlaces, que trabaja para la banca privada, de las personas que definitivamente han decidido acudir al referéndum, el 45% votaría por el Sí y el 46% por el No.
En una combinación entre los que declaran estar seguros de ir a votar y los que dicen que quizás lo harán, los resultados se desplazarían a 39% por el Sí y 51% por el No.
El margen de error de ese sondeo es de 4.08%.
Otra encuesta, realizada por la empresa Datanálisis entre el 14 y 20 de noviembre, indica que de las personas que están dispuestas a votar, 48.9% lo haría por el “No”, frente a 39.4% por el “Sí”.
“Por primera vez el presidente llega a un acto electoral sin mayoría, sin una propuesta atractiva, y con sus seguidores fatigados y divididos”, explicó Oscar Schemel, director de Hinterlaces, a un grupo de corresponsales extranjeros este miércoles.
Según los estudios de Hinterlaces, la mayoría de la población venezolana se inclinaba desde septiembre a que la votación sobre la reforma de 69 de los 350 artículos de la Constitución de 1999 se realizase artículo por artículo.
De los encuestados, 64% deseaba votar la reforma por partes, frente 24% que se mostraba de acuerdo con que la consulta se hiciese en un solo bloque como proponía Chávez. “Esto significa que incluso entre los chavistas había cosas que gustaban de la reforma y otras que no gustaban”, dijo Schemel.
Los temas que mayor preocupación generan son los que tienen que ver con el respeto a la propiedad privada y al sistema democrático, indica el estudio.
La propuesta de reforma ha generado disidencias en el chavismo, siendo las más notorias las del partido de izquierda moderada Podemos, así como el ex ministro de la Defensa, Raúl Baduel, y la ex esposa de Chávez, madre de su hija menor y ex constituyente en 1999, María Isabel Rodríguez.
Con siete diputados en la Asamblea Nacional, que domina totalmente el oficialismo, Podemos se opuso a la aprobación de la reforma constitucional, especialmente en lo que tiene que ver con una nueva división político territorial cuyas autoridades serían nombradas por el presidente. Podemos también objetó la idea de crear un Poder Popular que será dependiente del Ejecutivo y cuyos representantes no serán electos en votaciones directas y secretas sino en asambleas.
Baduel, reconocido como el general que enfrentó el golpe de Estado de 2002 y restituyó a Chávez en la presidencia, y María Isabel Rodríguez, han llamado a votar por el No y expresan su oposición a que el país sea llevado a un modelo socialista.
Pero en los últimos días, el oficialismo ha intensificado la campaña electoral, enfatizando los nexos afectivos de los sectores populares con el presidente Chávez y dejando de lado el debate sobre los contenidos de la reforma.
Además, Chávez ha llamado a redoblar esfuerzos para movilizar a todos sus simpatizantes. “El sábado habrá que trabajar muy duro en la maquinaria. Nadie duerme el sábado en la noche, porque es como una noche de parto, el parto de la patria nueva”, dijo.