Internacionales

Revuelo por Tutankamón


LUXOR, EGIPTO / EFE
La momia del faraón Tutankamón fue sacada de su sarcófago y desvelada al gran público por vez primera en la historia, en medio de un gran revuelo mediático.
Desde ayer, domingo, la momia descansará en una urna de plexiglás transparente, al abrigo del polvo, la humedad y las temperaturas, a poca distancia de su sarcófago vacío, dentro de su misma tumba.
“Con la colocación de la momia en la vitrina, mandamos al rey dorado a la vida eterna”, dijo exultante Zahi Hawas, secretario general del Consejo Supremo de Antigüedades e impulsor de este proyecto.
“Es un gran día”, dijo satisfecho el patrón de las antigüedades egipcias.
La momia del “Faraón Niño” tiene la nariz chata, los dientes pronunciados y la cabeza redonda, según pudieron constatar los numerosos medios internacionales congregados para asistir a este traslado histórico.
Precisamente hoy se cumplen 85 años del descubrimiento de la momia por parte del arqueólogo británico Howard Carter.
Varias televisiones, encabezadas por National Geographic y Discovery Channel, grabaron el momento del traslado y lo transmitieron en directo en una pantalla situada fuera de la cámara mortuoria.
La ceremonia de hoy estuvo reservada a la prensa, y el gran público y los turistas deberán esperar hasta mañana para ver la cara del faraón más famoso de la historia.
Sin embargo, un turista logró introducirse junto a los periodistas y se convirtió en el primer turista en ver el codiciado rostro: “Es fantástico, impresionante; a mí me ha pillado de sorpresa, es mucho más impactante ver la momia en su lugar natural y no en los museos”, dijo el parisino Michel Denis.
Apenas medio centenar de personas, todos ellos arqueólogos y especialistas, habían podido ver hasta hoy el rostro de Tutankamón, un faraón cuyo reinado fue anodino, pero que debe su fama al hecho de que fue el único cuyo ajuar fue encontrado intacto al no ser pasto de los saqueadores.