Internacionales

Doce muertos deja operación de policías en Brasil

Entre los muertos se cuentan un niño de cuatro años que murió de una bala en el corazón

Al menos 12 personas murieron hoy, entre ellas un niño de cuatro años de edad, durante una operación especial de las fuerzas policiales en barriadas pobres de la ciudad de Río de Janeiro, informaron autoridades.
Unos 400 policías civiles y militares ocuparon la favela de Corea, en el sector de Senador Cámara, en el oeste de Río, para arrestar a narcotraficantes que dominan la zona, según la versión oficial.
Entre los muertos se cuentan, además del niño, un policía y 10 personas calificadas como bandidos, según el balance divulgado por la Secretaría de Seguridad de estado de Río de Janeiro. La operación, que se prolongó durante siete horas.
Once personas calificadas como narcotraficantes por la policía fueron arrestadas, agregó la información. La policía afirmó que todos los criminales muertos fueron abatidos en enfrentamiento policial.
Imágenes de televisión grabadas desde un helicóptero mostraron al menos dos bandidos cuando eran abatidos en plena huida en un cerro cercano a la favela. El balance policial indicó que la policía se incautó de una ametralladora antiaérea, un fusil de guerra y cuatro pistolas, además de cuatro granadas y de drogas.
Manifestación violenta
Habitantes de la barriada donde se concentró el ataque llevaron a cabo esta tarde una manifestación violenta en protesta por la muerte del niño y quemaron un autobús. "La Secretaría de Seguridad tiene carta blanca para actuar contra los narcotraficantes. Tienen mi estímulo para trabajar en esa dirección", dijo el gobernador del estado de Río, Sergio Cabral, al comentar la operación policial en una corta entrevista con la radio CBN.

Cabral afirmó que las manifestaciones de los habitantes de las favelas son incentivadas por bandidos que, además, usan blancos inocentes para llamar la atención de la sociedad y culpar a la policía.