Internacionales

Ex presidente tico a juicio por corrupción

* Acusado también de peculado junto a otros altos ex funcionarios públicos y empresarios privados

SAN JOSÉ / AFP

El ex presidente de Costa Rica Rafael Ángel Calderón irá a juicio por los delitos de peculado y corrupción agravada, junto a otros altos ex funcionarios públicos y empresarios privados, informaron fuentes judiciales.
La jueza Mercedes Muñoz comunicó la tarde del viernes la decisión de someter al ex presidente (1990-1994) a un juicio por la supuesta recepción de comisiones ilegales, en una transacción entre la estatal Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS) y una compañía finlandesa. La jueza determinó que existen suficientes indicios para someter al ex gobernante a juicio, en fecha que aún no ha sido fijada.
Junto a Calderón serán juzgados el ex presidente de la CCSS, Eliseo Vargas, el ex directivo de esa institución Gerardo Bolaños y el ex gerente de Modernización, Juan Carlos Sánchez.
Además, serán juzgados tres ejecutivos de la Corporación Fischel, una cadena de farmacias que actuó como intermediaria en la transacción entre la CCSS y la empresa Instrumentarium Medko Medical de Finlandia. Entre estos últimos figuran el ex presidente de la corporación, Walter Reiche, y los ejecutivos Marvin Barrantes y Olman Valverde.
Según el Ministerio Público (Fiscalía General), Calderón y Reiche idearon un plan delictivo para comprar equipo médico a la empresa finlandesa, sin importar su utilidad o necesidad para la institución, a cambio de retribuciones ilegales que ascienden a varios millones de dólares.
El equipo fue adquirido con un préstamo de 39,5 millones de dólares que el gobierno de Finlandia hizo a la CCSS, el cual fue aprobado por el Congreso de Costa Rica mediante un trámite expedito de tres días, en el que mediaron presiones políticas. De ese dinero, el ex presidente, que actualmente está en libertad condicional, presuntamente recibió en una cuenta suya en Panamá una comisión de 520.000 dólares.
Pero cerca de ocho millones del crédito fueron repartidos en comisiones entre los políticos y funcionarios públicos que también enfrentarán el juicio.
La jueza penal Mercedes Muñoz rechazó todos los argumentos presentados por los defensores del ex presidente y demás implicados en el caso desde el pasado 13 de agosto, cuando inició la audiencia preliminar del proceso.
En 2004, tras ventilarse el escándalo en la prensa, Calderón fue detenido y sometido a prisión preventiva durante un año, primero en el presidio La Reforma --la mayor cárcel del país-- y más tarde en su propia residencia. Ni el ex presidente ni sus abogados han hecho comentarios a la decisión de la jueza.