Internacionales

Washington reitera que no renegociará con Costa Rica

* Legisladores demócratas de EU responden a “amenaza” de Casa Blanca

Washington / EFE

La Casa Blanca reiteró ayer que no renegociará el Tratado de Libre Comercio (TLC) con Costa Rica si los ciudadanos convocados hoy domingo a las urnas en el país centroamericano dicen “No” al acuerdo.
“Si el acuerdo de libre comercio es rechazado, EU no renegociará el pacto firmado con el Gobierno de Costa Rica al ser parte de un acuerdo con un amplio grupo de países centroamericanos”, indicó la Casa Blanca en un comunicado.
Con respecto a las preferencias comerciales que expiran en septiembre de 2008, “Estados Unidos nunca ha tenido antes que afrontar la pregunta de si extender las preferencias comerciales a un país que ha rechazado un acuerdo de comercio recíproco”, apunta el comunicado.

Demócratas responden
Dos legisladores demócratas propusieron ayer hacer permanentes los beneficios aduaneros de los que disfruta Costa Rica, como forma de responder a la “falsa amenaza” de su fin, esgrimida por la Casa Blanca para forzar a los costarricenses a aprobar un pacto comercial con EU.
Raúl Grijalva y Linda Sánchez anunciaron en un comunicado su intención de presentar el proyecto de ley “al final de una campaña de casi dos años llevada a cabo por la administración de (George W.) Bush para usar la falsa amenaza del vencimiento de las preferencias comerciales para presionar a Costa Rica”.
El jueves, la representante de Comercio Exterior de EU, Susan Schwab, advirtió de que su país nunca se ha topado con una situación en la que uno de sus socios comerciales rechaza un acuerdo bilateral y a la vez pretende “continuar recibiendo preferencias comerciales de forma unilateral”.
Grijalva y Sánchez dijeron que su proyecto de ley es “una respuesta directa” a la declaración de Schwab, que según ellos sugiere que esos beneficios podrían no ser renovados cuando venzan en 2008.
“Los costarricenses tienen el derecho soberano de decidir si quieren ratificar o no el Cafta-DR en su referendo histórico”, dijo Grijalva.
“Desearía que el pueblo estadounidense y los de las otras naciones del Cafta-DR hubieran tenido la oportunidad de votar también directamente sobre el acuerdo”, añadió.
Por su parte, Sánchez dijo que los estadounidenses mantendrán su relación “estrecha” con el pueblo costarricense, “sin importar el resultado del voto”.
Costa Rica disfruta de preferencias arancelarias bajo la Iniciativa de la Cuenca del Caribe (CBI, en inglés).