Internacionales

Bush defendió a Gonzales hasta el final


El presidente estadounidense, George W. Bush, defendió una vez más este lunes al controvertido secretario de Justicia Alberto Gonzales, quien anunció su renuncia horas antes, y criticó a sus rivales políticos. “Al Gonzales es un hombre íntegro, decente y de principios, y acepté con renuencia su renuncia, con gran aprecio por el servicio que prestó a nuestro país”, dijo Bush antes de abandonar su rancho en Texas (sur).
El renunciante secretario “ha jugado un papel fundamental en dar forma a nuestras políticas en la guerra contra el terrorismo, y ha trabajado incansablemente para hacer este país más seguro”, añadió el mandatario, quien elogió además el trabajo de Gonzales como consejero de la Casa Blanca, y recordó sus tiempos juntos cuando el ahora presidente fue gobernador de Texas.
Bush denunció, asimismo, lo que consideró “meses de tratamiento injusto” a un funcionario al que calificó de “cercano amigo”.