Internacionales

Regresan a la cárcel 242 presos en Perú


Lima / EFE

Unos 242 presos que se fugaron de un penal de la ciudad peruana de Chincha al derrumbarse un cerco tras el fuerte terremoto que sacudió al país el pasado 15 de agosto, regresaron a la cárcel, según un informe del Instituto Nacional Penitenciario (Inpe).
Se trata de 220 varones y 22 mujeres que se escaparon del penal de Tambo de Mora, quienes fueron reubicados en cárceles de las ciudades de Cañete, Ica, Lima y Chincha después de haber sido recapturados o haberse entregado de forma voluntaria.
El terremoto y posterior maretazo que sufrió la zona donde está situada la cárcel causó la fuga de 632 internos, algunos de los cuales treparon un cerco de filosas púas o rompieron una malla de alambre.
En el penal se observan enormes grietas en el suelo por las que brotó agua del subsuelo, según los testimonios de los responsables de la cárcel y de algunos reos que volvieron voluntariamente al local.
El departamento de Ica, en el que se ubica Tambo de Mora, fue el más afectado por el sismo de 7.9 grados en la escala de Richter, que ha dejado por el momento 513 muertos, 1,090 heridos y más de 40,000 familias damnificadas.
El sismo ocasionó el hundimiento de la infraestructura del penal en 1.30 metros, así como el derrumbe de una parte del muro perimétrico de seguridad, lo que motivó la fuga de los presos.
Tras el suceso, 53 reos permanecieron en el penal, mientras que falta por recapturar unos 390, según el Inpe.
Después del sismo, las ciudades de Chincha y Pisco sufrieron saqueos en el centro urbano y en las carreteras de acceso, debido a que quedaron aisladas por los destrozos en la infraestructura.