Internacionales

Balaceras estremecen Tijuana

* Sicarios del narcotráfico y policías se enfrentan en un hospital de la ciudad

TIJUANA /AFP

Tres personas murieron, dos de ellas policías, y otras cuatro resultaron heridas el miércoles en balaceras entre uniformados y sicarios en un hospital de la ciudad mexicana de Tijuana (límite con Estados Unidos), donde los delincuentes se atrincheraron varias horas.
La jornada de tensión, con tres balaceras, que duró más de seis horas, terminó con la detención de “cinco sicarios”, dijo a la AFP Jaime Niebla, Comandante de la Policía Ministerial de Baja California, donde se encuentra Tijuana.
“Están relacionados con el crimen organizado, son bandas que operan en Baja California (noroeste)”, añadió Jaime Niebla, tras confirmar que en las balaceras murieron dos policías estatales y uno de los sujetos armados, mientras que otras cuatro personas resultaron heridas, entre ellas un sicario.
“Un delincuente más está siendo intervenido en este hospital tras sufrir una herida de bala”, prosiguió Niebla, quien no dijo si los delincuentes están vinculados a algún cártel del narcotráfico.
En Tijuana opera el cártel de los hermanos Arellano Félix, que lleva el nombre de esta ciudad.
El hospital central de Tijuana, ubicada 2,890 km al noroeste de Ciudad México, regresó a la normalidad, después del reingreso de los pacientes y personal médico que habían sido evacuados, constató la AFP.
Los enfrentamientos comenzaron luego de que un grupo de sicarios que viajaba en una camioneta se pasó un alto y se negó a detenerse, lo que desató una persecución que concluyó cuando el vehículo en fuga chocó contra un árbol y se generó un tiroteo que dejó un delincuente muerto.
Los sujetos heridos de ese enfrentamiento fueron llevados al hospital público, pero luego llegó un segundo comando armado y se produjo otra balacera en el centro de salud custodiado por policías, donde murieron dos de ellos y resultaron heridos tres civiles.
“Agentes de la Policía estatal se enfrentaron a un grupo de delincuentes y mataron a uno, mientras que los otros (que quedaron heridos) fueron llevados al hospital general, donde hubo otro enfrentamiento en el que murieron dos policías”, explicó Jaime Niebla, Comandante de la Policía Ministerial de Baja California.
“Hasta el momento no sabemos si venían a rescatar o a asesinar a una persona”, había dicho Niebla cuando los delincuentes permanecían atrincherados.
Javier Arellano Félix, señalado como jefe del Cártel de Tijuana, fue extraditado en agosto de 2006 a Estados Unidos tras ser detenido por la Guardia Costera de ese país mientras pescaba en aguas internacionales, a unas 15 millas náuticas de La Paz, en el estado de Baja California sur.